Obama advirtió que vetará cualquier intento de anular el acuerdo con Irán

14 de julio, 2015 | 08.46
El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, aseguró hoy que vetará cualquier intento legislativo de anular el acuerdo nuclear consensuado hoy entre las potencias occidentales e Irán. Si bien dio la bienvenida al debate en ambas cámaras de su país, dejó en claro que no permitirá que obstruyan el acuerdo alcanzado.

"Paramos el avance de las armas nucleares en la región. Gracias a este acuerdo, la comunidad internacional podrá verificar que Irán no desarrollará armas nucleares. Cada camino hacia las armas nucleares fue cortado", afirmó Obama desde Washington, poco tiempo después de conocerse la noticia del acuerdo.

Este contenido se hizo gracias al apoyo de la comunidad de El Destape. Sumate. Sigamos haciendo historia.

El peor Call Center del mundo

SUSCRIBITE A EL DESTAPE


Obama se dirigió al pueblo de EE.UU. y defendió el acuerdo porque, desde su perspectiva, representa "una solución diplomática" al conflicto nuclear con Irán. "Sin este acuerdo no tendríamos restricciones a largo plazo en el programa nuclear de Irán. Y ese escenario favorecería que otros países quieran desarrollar su propio programa nuclear, desarrollando una carrera armamentística nuclear en la región más volátil del mundo", dijo.

Y agregó: "Sin un acuerdo aumentan las posibilidades de una guerra en Medio Oriente. Por estas razones creo que sería irresponsable salirse de este trato".

En su discurso, Obama repasó los principales puntos del acuerdo, y destacó: "En la actualidad, Irán puede producir hasta 10 armas nucleares. Con las nuevas limitaciones que impone el acuerdo, solo podrá desarrollar una fracción de lo que se necesita para una sola arma. Esta restricción sobre las reservas para producir armas nucleares durará 15 años".

El jefe de Estado remarcó que no se trata de un arreglo de "confianza" sino que efectivamente permitirá controlar y verificar que Irán respete cada punto de lo que ha convenido. Los inspectores de la Agencia Internacional de Energía Atómica podrán acceder a cualquier planta o punto "sospechoso" cuando lo consideren necesario para controlar que Teherán cumpla con lo que se ha comprometido.

Finalmente, el presidente estadounidense advirtió que si Irán no se apega a la letra del acuerdo, las sanciones volverán a caer sobre el país.

SOSTENÉ A EL DESTAPE ►