El conductor de televisión Eduardo Feinmann repudió a los manifestantes a favor de Cambiemos que atacaron al cronista de Rafael García Palavecino, a quien le impidieron hacer su trabajo en Plaza de Mayo. 

"Esto no se hace. La violencia y el odio nunca es bueno. Mi máximo repudio. Mi solidaridad con el colega", escribió Feinmann en su cuenta personal de la red social Twitter. 

Una mujer agitó una bandera e insultó al trabajador de prensa quien hablaba acerca de las reuniones que el gobierno tendría con el Fondo Monetario Internacional.

Luego un grupo de manifestantes se metió frente a las cámaras e impidió que la imagen sea transmitida, según narró un conductor de C5N. "Ocurre lo de siempre. Lo repudiamos cuando pasó a otros colegas. Hay gente que cree que se puede meter en el trabajo de otro", afirmó.