Elecciones 2019 en Santa Fe: encuesta muestra al PJ como ganador en las PASO

28 de febrero, 2019 | 20.56

El cierre de listas del peronismo en Santa Fe para estas elecciones tuvo un ritmo frenético y dejó mucha tela para cortar de cara a la interna más interesante que tendrán las primarias de abril, entre ellas, un pase de factura entre los dos sectores en disputa.

Sin unidad, Omar Perotti y María Eugenia Bielsa pugnarán, cada uno con sus armas, por ser los candidatos a gobernador de la gran alianza de 14 sectores del peronismo y aliados que se inscribió con el nombre Juntos para disputar las próximas elecciones del 26 de junio con buenas perspectivas: una encuesta reciente de Tele Survey arroja que la intención de voto por partidos muestra al justicialismo arriba con 28,4%, seguido por el Frente Progresista con 26,7% y con Cambiemos terciando muy cerca, con 26,2%.

Las evidentes diferencias de matrices ideológicas de ambos candidatos se plasmaron en el armado que cada uno llevó a cabo. Tras el fracaso de la búsqueda de la unidad, quedó claro que Bielsa confía plenamente en la influencia y la tracción de su figura más allá de que la mayoría de los sectores del PJ apoyan a Perotti (5 de 8 listas de candidatos a diputados provinciales lo hacen) y habló de "mezquindades" y del triunfo de los intereses de "la corporación política" como la razón detrás de esa posibilidad trunca. La misma medición la muestra, en la pregunta diferenciada por candidato, creciendo desde que lanzó su candidatura hace un mes, de 11,7% a 15,5%, mientras su rival cayó del 14,7% a 13,7%.

Embed

Más a la vieja usanza, Perotti decidió reunir todo su capital político alrededor de la estructura. El senador declaró que decidió "no quedarse en el discurso de la unidad" y "sentarse con todos", en clara alusión a la arquitecta. Es que, en un movimiento de pragmatismo extremo, el rafaelino cerró acuerdos e incluyó en sus listas a expresiones de casi todo el arco peronista (a excepción del Movimiento Evita), incluyendo al kirchnerismo, el massismo, ex reutemistas y hasta personas que trabajaron en la candidatura de Miguel Del Sel para el PRO. Si bien se trata de un ambicioso collage, visto desde un prisma nacional no parece menor que el Frente Renovador (aunque es una fuerza menor en Santa Fe) esté en el mismo armado que Unidad Ciudadana. Y será importante si llega a tener éxito.

Lo cierto es que la voluntad de Bielsa por ampliar los espacios e imponer otra lógica de construcción quedó a medias: cerró con sindicatos (Camioneros, la Federación de Municipales), organizaciones sociales, el sector del exintendente de Rosario Héctor Cavallero, el de la diputada Silvina Frana, algunos senadores del PJ y Nuevo Encuentro, entre otros. "Se privilegió la rosca en el peronismo por las listas provinciales antes que la posibilidad de una unidad en Rosario. Ganó la forma de hacer política tradicional", dijo en off un dirigente de Ciudad Futura, que hasta el final intentó estar adentro de ese armado pero se terminó yendo. Antes, cuando la discusión se fue configurando alrededor de la interna en el PJ, se habían bajado otras fuerzas de centroizquierda, como el Frente Social y Popular y el sector del exdirigente socialista Rubén Giustiniani. Esto desinfló un poco la propuesta inicial de la exviocegobernadora, que proponía un amplio acuerdo y terminó quedándose con los más fieles.

Desafío

Desde que existen las Paso, el peronismo en Santa Fe suele sumar más votos entre sus listas internas que las otras fuerzas, pero le ha costado retener esa suma en el candidato ganador una vez se celebran las generales. Esto fue parcialmente revertido en 2017, cuando Rossi y Rodenas sacaron 500 mil votos compitiendo en las primarias. En la general repitieron una cantidad similar, pero como siempre crece la participación entre ambos comicios (en esa oportunidad fue del 70% al 76%), las fuerzas principales suelen crecer nominalmente, por lo que en realidad se estancaron. Es vital, si el PJ quiere tener chances de ganar, que Perotti o Bielsa logren torcer esa historia del todo y puedan retener esos votos del que pierda la interna o sumar otros de afuera.

El problema de Perotti es que se quedó con casi toda la estructura, necesaria para militar la candidatura y fiscalizar las elecciones en todo el territorio, pero circula entre los votantes de Bielsa -al menos en su ciudad- el discurso de que votarán al socialista Antonio Bonfatti si ella pierde la interna. Y es que, a pesar de que Unidad Ciudadana apoyó al exministro de Producción por orden de Cristina Fernández de Kirchner, se percibe que la rosarina mide mejor entre los independientes, e incluso entre el kirchnerismo no orgánico. En el Interior de la provincia y en la capital santafesina hoy está mejor Perotti, pero Bielsa aún no se lanzó a caminar con fuerza el territorio. En este panorama, cabe destacar que todo cambió en los últimos dos años. El macrismo parecía imbatible por aquel entonces, y en una elección curiosa en Santa Fe, el oficialismo provincial salía tercero lejos. Hoy Bonfatti es un candidato competitivo, aunque su imagen está desgastada por los índices de violencia durante su gobierno, en el que se gestó el famoso estigma de “narcosocialismo” que les atribuyó el diputado del FPV Andrés Larroque. En tanto, José Corral no es un candidato muy conocido, el sello de Cambiemos también perdió fuerza y para colmo el hecho de que sea de Santa Fe suele generar rechazo en los rosarinos, que concentran la mayoría de los votos de la provincia.

Sin embargo, el peronismo tiene otro problema, y es que confronta contra dos fuerzas que gobiernan el Poder Ejecutivo en diversos niveles, lo que da la posibilidad de hacer campaña en actos públicos y manejar cajas para financiar el proselitismo. Si bien las encuestas marcan que entre sus dos candidatos estaría, como fuerza, imponiéndose a sus rivales, la general va a ser otro cantar. Una cosa son los apoyos y otra lo que haga el votante, que es impredecible y a veces reacio a acatar acuerdos forjados por arriba. Porque como dice un viejo refrán de la política: dentro del cuarto oscuro los chanchos no miran.

*Nicolás Maggi es corresponsal de El Destape en Santa Fe.

¿Querés recibir notificaciones de alertas?