#AltaData | Golpe en Bolivia a Evo Morales

El plan de Gobierno de Alberto Fernández para recuperar el empleo

El Destape accedió al plan de gobierno que tendrá el Frente de Todos en el que se detalla los pasos a seguir para la impulsar una de las áreas más golpeadas por Cambiemos.

18 de junio, 2019 | 10.24

La campaña presidencial de Alberto Fernández comenzó y con una clara intencionalidad de alejarse de los debates superficiales. Por este motivo, El Destape accedió al plan de gobierno que el Frente de Todos llevará adelante en caso de ser elegido gobierno y, en materia de trabajo, explicó las medidas pensadas para restituir una de la áreas que mayor daño sufrió por el macrismo.

Para comenzar con la reconstrucción del empleo, el documento especifica que dentro de las prioridades está el regreso y fortalecimiento de dos instituciones históricas: el Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social de la Nación, y el Consejo del Salario Mìnimo Vital y Móvil.

El regreso del Ministerio será para "establecer políticas dirigidas a la protección del empleo existente, otros  incentivos  a  empresas  condicionados  al mantenimiento   de  la  plantilla  de  personal  y la participación del Ministerio en los procedimientos preventivos de crisis con el objetivo de sostener el empleo; coordinar  la ecuación  precios y salarios; crear un ámbito de negociación  tripartito que vuelva   a  jerarquizar   la  negociación   colectiva   libre,  centralizada   y  autónoma;   promover   la negociación colectiva y la renovación de los convenios colectivos de trabajo en defensa de los trabajadores y las trabajadoras".

A su vez, el Consejo del Salario Mínimo Vital y Móvil y la negociación paritaria tendrá el objetivo de "proteger  la remuneración  salarial y garantizar a la vez la estabilidad macroeconómica en un contexto de alta inflación y presiones cambiarias; ampliar la capacidad de la inspección laboral para detectar relaciones  laborales encubiertas y fiscalizar las condiciones de trabajo; consolidar  un Sistema de Formación  Continua con criterios de innovación e inclusión social en el cual se integre a las instituciones públicas y privadas de formación para  garantizar estándares de calidad  homogéneos  y  una  cobertura  territorial  amplia,   con  mecanismos   de certificación digital, para la cobertura de los requerimientos de calificaciones de los sectores productivos".

Para acompañar estas dos columnas dentro del plan en materia de trabajo será acompañado por "regulación de las finanzas usureras que tanto afectan al poder adquisitivo, orientar las nuevas tecnologías para que produzcan más y mejor trabajo en vez de generar desempleo  y precarización, propiciar  plataformas  que faciliten la vida en vez de poner  la de los  trabajadores y trabajadoras y consumidores y consumidoras en peligro, crear nuevas  institucionalidades  para los trabajos  del futuro que permitan sustituir los planes sociales por ingresos genuinamente provenientes de esas actividades".

Por otro lado, el proyecto impulsará "un cambio sustancial de las políticas impositivas y crediticias, como parte de un programa  pactado  en el marco de un acuerdo  que compatibilice  los fines perseguidos por el Estado, el sector empresarial y el sector del trabajo y que promueva un aumento sustancial de las tasas de inversión e innovación tecnológica".

Los trabajadores y las trabajadoras  en relación de dependencia deben conservar  la tutela de sus derechos, recuperar y fortalecer el poder adquisitivo de su salario, recobrar la participación  de sus organizaciones en la formación  de las grandes decisiones nacionales y lograr la regularización inmediata de aquellos y aquellas que aún hoy se desempeña en condiciones de informalidad, e incluso clandestinidad que lo privan del acceso a los derechos  laborales, de la protección de las leyes y de los beneficios de la seguridad social.

 

¿Querés recibir notificaciones de alertas?