Diego Boneta reveló los problemas odontológicos que tuvo para interpretar a Luis Miguel

El actor reveló 4 contratiempos y curiosidades sobre la aclamada serie de Netflix, que ya anunció su segunda temporada.

10 de enero, 2020 | 14.28

En una entrevista para Netflix, Diego Boneta reveló datos curiosos y contratiempos sufridos durante el rodaje de Luis Miguel: la serie, que en 2020 tendrá su segunda temporada. Entre los datos más llamativos habló acerca de los problemas odontológicos que tuvo para hacer del mítico cantante y de la famosa escena con el enfrentamiento entre Luis Miguel y su padre, Luis Rey. Este video se suma al reciente teaser que Netflix adelantó, en el que podemos observar a Boneta en una versión más madura del artista.

“Muchos de los dientes prostéticos hacían que me viera como Austin Powers y algo que a mí me parecía muy importante era la sonrisa”, comentó divertido. A su vez, agregó: “Al principio, los prostéticos me quedaban raro. Después de 7 u 8 pruebas, se me ocurrió ir con mi ortodoncista. A ella se le ocurrió ponerme una resina, que es lo que se usa para los brackets, permanente. Funcionó para la primera temporada. Ahora, en la segunda temporada, que hay escenas donde tengo que tener el gap y otras donde no, tuvimos que encontrar otra manera de resolver esto, para no ir todos los días al dentista a que me lo quiten y me lo pongan”. Se sabe que durante la próxima tanda de episodios Diego Boneta encarnará a un Luis Miguel más adulto.

Otro momento destacado de la entrevista se dio con la anécdota de la icónica escena de cruce entre Luis Miguel y el villano de la historia, Luis Rey: “El famosísimo ¡Salte de mi vida! Fue totalmente improvisado. Beto, el director, me pidió que saliese de la parodia y reaccionara como yo creería que lo diría el personaje”.

Por último, Boneta se refirió a las escenas con conciertos del mexicano y arrojó datos curiosos sobre ellas: “Todos los conciertos que hicimos, donde creen que son estadios con 50 mil personas, fueron recreados en un mismo foro. Las 50 mil personas eran 150 extras que se iban moviendo acompañados por los efectos. Había que motivarlos, por lo que para mi era como dar un concierto lo más real posible”.

 

 

 

 





 

LA FERIA DE EL DESTAPE ►