Cómo fue la vida del genetista nazi Josef Mengele en la Argentina: ¿podía saber Perón de su llegada?

El médico que torturó a prisioneros con experimentos en los campos de concentración llegó en 1949, escapó a Paraguay y murió en Brasil.

28 de febrero, 2020 | 15.01

El médico, genetista y genocida alemán Josef Mengele arribó a la Argentina el 22 de junio de 1949 bajo el nombre falso Helmut Gregor. El escritor Olivier Guez reconstruyó la vida del fugitivo que logró escapar a la Justicia y murió en Brasil en libertad. ¿Pudo saber el presidente Juan Domingo Perón de su llegada?

"El fugitivo tiende al funcionario de Aduanas un documento de viaje de la Cruz Roja Internacional, una autorización de desembarco y un visado de entrada: Helmut Gregor, 1,74 metros de altura, ojos castaños verdoso, nacido el 16 de agosto de 1911 en Termeno, o Tramin en alemán, municipio de Tirol del Sur, ciudadano alemán de nacionalidad italiana, católico, mecánico de profesión" cuenta Guez sobre médico y su arribo a la Argentina en el libro la Desaparición de Josef Mengele (TusQuets). 

Como domicilio en la Argentina, Mengele afirmó que se quedaría en la Arenales 2460 en el barrio Norte de la Ciudad de Buenos Aires. Guez cuenta que el genetista, que se hizo tristemente conocido por haber realizado experimentos con prisioneros de los Centros de Exterminio nazis, vivió un hotel de Palermo sin baño, ni servicios con sus acompañantes que eran italianos y que hablaban a sus espaldas. 

 En una entrevista con El Destape, Guez contó que Perón no podría haber sabido que Mengele estaba en la Argentina debido a que ingresó con un nombre falso, tampoco sabía que había sido el médico de Auschwitz. Además el genocida llegó entre miles de nazis.

-El Destape: En su libro cuenta que Perón y Stroessner protegieron a Mengele en su estadía en Argentina y Paraguay, ¿cuál cree que fueron las razones políticas que lo llevaron a los Presidentes a aceptarlo?

-Guez: La Argentina y Paraguay se diferencian en este punto. Mengele arriba a la Argentina entre miles y miles de nazis a finales de los años 40. Entonces Perón no creo que pueda tener la ficha del nombre real de Mengele y que tenga el dato que fue médico en Auschwitz. Llegó con el apoyo económico de su familia y además cuando en los años 40 nadie está buscando a Mengele, que tenía documentación falsa con el nombre de Helmut Gregor. Paraguay es distinto: allí sí había demandas reales que pedían a la Presidencia que se entregue a Mengele. Hay un agravante: cuando Mengele ya no estaba en territorio paraguayo, Stroessner comenzó a divertirse con Alemania del Oeste y a chantajear a las comunidades alemanas de Paraguay. Argentina y Paraguay son países muy distintos en momentos muy distintos.

-El Destape:¿Por qué Perón y Stroessner reciben a nazis?

-Guez: Después de la Segunda Guerra Mundial, Perón tiene una gran visión geopolítica respecto a la Argentina. Está convencido de que Estados Unidos y la Unión de las Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS) se van a destruir en una guerra nuclear. En el caso de una tercera guerra, la Argentina puede ser una gran potencia, pero para serlo necesitaba desarrollo tecnológico, médico, militar. Pero la Argentina no tenía pilotos, ingenieros, médicos y entró en un dilema: o tardaba 20 años en formarlos o los iba a buscar al mundo. Perón decidió traerlos de Alemania en medio de la Guerra Fría que es esencial para entender este período.

Luego de vivir en la Argentina, Mengele se refugió en Paraguay hasta que consiguió refugiarse en Brasil en medio de los juicios contra los nazis. El 21 de junio, la policía convocó a la prensa en su cuartel general de San Pablo donde comunica que identificaron el esqueleto de Josef Mengele descubierto en Embu como perteneciente a Josef Mengele.  

LA FERIA DE EL DESTAPE ►