Aníbal recargado: el paro fue "un espanto" y Barrionuevo es "un colaboracionista de la dictadura"

10 de junio, 2015 | 08.14
El jefe de Gabinete salió a criticar en duros términos al paro del 9 de junio. En su habitual conferencia de prensa que brinda cada mañana en la puerta de Casa de Gobierno, Aníbal Fernández aseguró que la medida de fuerza del gremialismo opositor fue "un espanto" y calificó a Luis Barrionuevo de "colaboracionista de la dictadura".

La respuesta de Aníbal llega luego de las controvertidas declaraciones del sindicalista gastronómico en las que afirmó que "con la dictadura se podía dialogar, con este Gobierno, no".

Este contenido se hizo gracias al apoyo de la comunidad de El Destape. Sumate. Sigamos haciendo historia.

SUSCRIBITE A EL DESTAPE


"Es imperdonable lo que dice; me gustaría que me dijera en qué condiciones negociaba (con los militares). Es un escupitajo en la cara, y un gesto de colaboracionismo con las bestias de turno", criticó el funcionario sobre el titular de la CGT Azul y Blanca.

"Es un escupitajo en la cara, y un gesto de colaboracionismo con las bestias de turno"

En relación a a la huelga impulsada por los gremios del transporte y a la que luego se plegaron parte de los sindicatos dela CGT opositora, la CTA de Pablo Micheli y la Azul y Blanca, señaló: "La realidad es que el paro analizado, como se quiera mirar, fue un espanto. No hay forma que se pueda sostener que haya habido una ausencia mayor al 20 por ciento en muchos de los lugares de trabajo y que se quiera sostener como un buen paro. Es una cosa que no tiene pies ni cabeza".

Agregó que "el paro no sirvió para nada, lo que hay que hacer es sentarse y seguir discutiendo salarios en una mesa en forma racional".

"El paro fue muy flojo en muchos lugares del país", sostuvo Aníbal

Asimismo, el ministro coordinador consideró que "el paro fue muy flojo en muchos lugares del país y es porque hay muchos gremios como la UOM, Comercio, encargados de edificios, estatales, UOCRA, bancarios, cerealeros y otros muchos que ya terminaron con las convenciones colectivas de trabajo y se han puesto de acuerdo en una misma mesa como corresponde y como habilita la legislación argentina, y creo que habría que haber seguido por esa vía".

"Yo dije ayer que el tema (la huelga) es un tema electoral, lo sostengo y es un tema más más profundo. Este fue un paro politiquero, que lo que busca es enturbiar, hacer un gesto de mala manera. Una medida que no se ha cumplido en la mayoría de los barrios del país", indicó el funcionario.



LA FERIA DE EL DESTAPE ►