• MACRI SE VA EN:

  • Radio en vivo

    RADIO EN VIVO

  • Video El Destape

    VIDEOS EL DESTAPE

  • El Destape

    ELDESTAPE

#AltaData | Alberto Fernández le salvó la vida a Evo Morales

A pesar de perder, River eliminó a Boca y es finalista de la Copa Libertadores

Con la ventaja de la ida a favor de los 'Millonarios', la serie se define en territorio del 'Xeneize', que necesita un gol más para ir a penales 

22 de octubre, 2019 | 21.49

River consiguió la clasificación a la final de la Copa Libertadores a pesar de perder frente a Boca por 1 a 0 de la Copa Libertadores. La victoria por 2 a 0 en el duelo de ida fue clave para que el equipo de Gallardo estire su racha copera ante el clásico rival.

Tras tres semanas de espera, los dos clubes más importantes de la Argentina se ven las caras en un choque decisivo que le dará el ticket a la final de Libertadores sólo a uno de ellos.

El elenco dirigido por Marcelo Gallardo mantiene la tranquilidad del resultado obtenido en su cancha, cuando venció al eterno rival por 2 a 0 con goles de Rafael Santos Borré e Ignacio Fernández. Mientras que Gustavo Alfaro decidió modificar su planteo e incluir a Carlos Tévez, Eduardo Salvio, Agustín Almedra y Julio Buffarini para ir a buscar un resultado favorable que le de la clasificación.

El 'Xeneize' se mostró eléctrico y agresivo en el comienzo para incomodar el juego del 'Millonario' y utilizó la potencia de Ramón 'Wanchope' Ábila y las estocadas de Salvio para replegar al Millonario contra área de Franco Armani. No obstante, no tuvo claridad en los metros finales y todas las jugadas se cerraron en roces con la defensa o definiciones imperfectas.

Al intenso planteo de Boca, la visita respondió con Borré y Matías Suárez, quienes se desconectaron del resto del equipo y jugaron a aprovechar el síndrome de la manta corta del que sufrió un conjunto local muy adelantado. Con espacios hacia adelante, River trató de jugar con la impaciencia de su rival y en particular del arquero Esteban Andrada, quien arriesgo la seguridad de su arco con dos salidas apresuradas que no fueron capitalizadas por el 'Millo'.

A los 21 minutos Boca tuvo la chance de acercarse a la remontada cuando tras un centro la pelota le cayó a Salvio y el mediocampista fusiló a Armani, sin embargo, todo quedó anulado por un desvío en el brazo de Emmanuel Más.

Ese ímpetu del inicio 'Xeneize' nunca logró transformarse en un juego que dañara su adversario. El local se quedó sólo en la intención ofensiva, pero no encontró circulación y de a poco el desgaste se sintió en los jugadores. La pelota parada quedó como única arma, aunque la oportunidad más contundente llegó por una pifia de Enzo Pérez que Armani logró cubrir.

El cansancio de los hombres de Boca le dio todavía más huecos para moverse a los del 'Millonario', que merodearon el área de Andrada con Nicolás de la Cruz a la cabeza, aunque con serias imprecisiones de cara al arco y falta de lucidez para conseguir esa diferencia que pudiera sentenciar la serie.

Ya en la segunda mitad, el equipo de Alfaro quiso sorprender en la primera, pero 'Wanchope' se demoró en el engache y la definición y no pudo usufructuar un pelotazo largo que recibió. Del otro lado, al visitante le costó tener la posesión y trató de superar las líneas sin escala en el mediocampo sin buenos resultados.

El transcurrir fue diluyendo el control del juego del que nunca se pudo apoderar ninguno de los dos elencos: El local se reanimó con los ingresos de Jan Hurtado y Mauro Zárate por Ábila y Agustín Almendra, en tanto que el 'Millo' trató de esperar sus momentos para aprovechar las desprotecciones del rival, sin embargo, no encontraron caminos al gol.

Más por actitud que por nivel futbolística, el 'Xeneize' se cargó la responsabilidad de ser local ante su clásico y fue contra el territorio de Franco Armani en la parte final. La insistencia le valió abrir el marcador con otra pelota parada que logró bajar Lisandro López con un cabezazo cruzado y Jan Hurtado empujó sobre la línea a los 80.

Con la Bombonera encendida, los minutos finales fueron bien intensos. Ambos equipos se despertaron tras el tanto y Boca fue con todo lo que le quedaba sobre el área de River, que trato de recuperar la tenencia y agotar el tiempo con alguna corrida.

La última fue para el local y de pelota parada una vez más, pero la pegada de Zárate y el cabezazo de López no alcanzaron para vencer a Armani y River cosechó una nueva eliminación contra su clásico rival.

El 'Millonario' buscará obtener el bicampeonato frente al ganador del cruce entre Gremio y Flamengo, que se disputará este miércoles. Será la primera vez que la copa se dirima en una final única en estadio neutral.

 

 

 

 

 

 

¿Querés recibir notificaciones de alertas?