Alemania decide suministrar tanques a Ucrania y Rusia denuncia una escalada peligrosa

25 de enero, 2023 | 14.05

(Corrige fecha de invasión de Ucrania)

Bajo presión de sus aliados tras semanas de renuencia, el Gobierno alemán del canciller federal Olaf Scholz anunció hoy que enviará tanques alemanes Leopard a Ucrania para pelear con Rusia y aprobará pedidos de otros países para hacer lo mismo.

Ucrania y sus aliados saludaron la decisión de Alemania, pero Rusia la denunció como una escalada "extremadamente peligrosa" de un conflicto que genera cada vez más temores a una guerra entre Rusia y la OTAN.

Este contenido se hizo gracias al apoyo de la comunidad de El Destape. Sumate. Sigamos haciendo historia.

SUSCRIBITE A EL DESTAPE

En un comunicado, el Gobierno de Alemania dijo que entregará inicialmente a Ucrania una compañía de tanques Leopard 2A6, que comprende 14 vehículos, procedente de sus propias reservas.

El objetivo de Alemania y sus aliados es suministrar a Ucrania dos batallones, u 88 tanques, señaló el comunicado, que añadió que militares ucranianos comenzarán a ser entrenados pronto en Alemania y que Berlín dará también apoyo logístico y municiones.

El Gobierno de Scholz dijo más tarde que los primeros tanques no llegarán a Ucrania hasta dentro de tres meses, en la primavera boreal, para cuando analistas predicen una ofensiva rusa en Ucrania luego del invierno, que dificulta las operaciones militares.

"Hacemos lo necesario y lo posible para apoyar a Ucrania. Al mismo tiempo, debemos impedir que el conflicto escale a una guerra entre Rusia y la OTAN", declaró Scholz ante la Cámara baja del Parlamento alemán.

"Estuvo bien y es importante que no nos hayamos dejado empujar hacia la decisión", agregó el líder socialdemócrata alemán.

El presidente de Ucrania, Volodimir Zelenski, expresó su satisfacción por la noticia. Varios países europeos han equipado sus Ejércitos con tanques Leopard 2, y el anuncio de Alemania significa que pueden entregar parte de sus existencias a Ucrania.

“Los principales tanques de batalla alemanes, una mayor ampliación del apoyo a la defensa y las misiones de entrenamiento, luz verde para que los socios suministren armas similares. Acabo de enterarme de estas importantes y oportunas decisiones en una llamada con Olaf Scholz”, escribió Zelenski en Twitter.

“Sinceramente agradecido con el canciller y todos nuestros amigos" en Alemania.

La esperada decisión se conoció después de que medios estadounidenses revelaran ayer un acuerdo preliminar para que Estados Unidos envíe tanques M1 Abrams para ayudar a las tropas de Ucrania a hacer retroceder a las fuerzas rusas.

Los medios, entre ellos CNN, citaron a funcionarios que hablaron bajo condición de anonimato porque la decisión aún no se ha hecho pública.

Los primeros tanques Leopard procedentes de Alemania podrían estar en Ucrania en unos tres meses, dijo el ministro de Defensa alemán, Boris Pistorius.

Scholz y Pistorius reiteraron con énfasis que Alemania no enviará aviones de combates ni tropas terrestres a Ucrania ni será parte del conflicto.

Ucrania ya habían recibido tanques desde que Rusia la invadió hace casi un año, pero eran modelos soviéticos de las reservas de países que alguna vez estuvieron bajo la órbita de Moscú y que ahora están alineados con Occidente.

Zelenski y otros funcionarios ucranianos insistían en que sus fuerzas necesitan tanques de diseño occidental más modernos para derrotar a Rusia.

Sobre el terreno, la guerra se encuentra mayormente estancada, aunque en medio de condiciones invernales que dificultan las operaciones. Rusia controla la mayor parte de cuatro provincias ucranianas, pero Ucrania ha recuperado terreno en meses recientes.

El jefe de la OTAN, Jens Stoltenberg, afirmó que estos carros de combate pueden ayudar a Ucrania a "ganar" la guerra, informó la agencia de noticias AFP.

En Berlín, el embajador ruso alertó de que la decisión es "extremadamente peligrosa" y "llevará el conflicto a un nuevo nivel de confrontación".

"Esto nos convence una vez más de que Alemania, al igual que sus aliados más cercanos, no quiere una solución diplomática a la crisis ucraniana y que quiere una escalada permanente", declaró el embajador Serguei Nechaev.

España dijo hoy que está "dispuesta" a enviar a Ucrania varios de los Leopard de que dispone, y ofreció entrenamiento para operarlos y mantenimiento.

Polonia ya lo había dicho antes y fue, de hecho, el país que lideró la presión sobre Alemania para que entregara los tanques a Ucrania o permitiera a otras naciones hacerlo.

El Leopard es un tanque pesado que según los especialistas podría romper las líneas rusas en el este de Ucrania, cuando acaban de cumplirse 11 meses de la invasión iniciada el 24 de febrero de 2022.

Esos tanques están muy extendidos por Europa, pero para ser enviados a Kiev era necesaria la autorización de Alemania.

El vocero del presidente ruso, Vladimir Putin, dijo hoy que Occidente "sobrestima el potencial que (los tanques) podrían darle al ejército ucraniano".

"Esos tanques arderán, al igual que todos los demás. Son demasiado caros", enfatizó el vocero, Dmitri Peskov.

Del lado occidental, los agradecimientos a Berlín no se hicieron esperar.

"Es un gran paso para detener a Rusia. Juntos somos más fuertes", afirmó el primer ministro polaco, Mateusz Morawiecki, que había presionado con fuerza en los últimos días.

Los Leopard "reforzarán la potencia de fuego defensiva de Ucrania" y son "la decisión correcta", dijo el primer ministro británico Rishi Sunak, cuyo país anunció recientemente el envío de 14 tanques pesados Challenger 2 a Ucrania.

Francia dijo que recibía con beneplácito la decisión alemana. El Gobierno del presidente Emmanuel Macron todavía no decidió si enviar a Ucrania sus propios tanques Leclerc.

Según los analistas, las vacilaciones de Alemania se debieron al temor a una escalada militar con Rusia. La cuestión provocó tensiones en el seno del gobierno de coalición, entre el Partido Socialdemócrata de Scholz, los Verdes y los liberales del FDP.

Encuestas de opinión recientes mostraron que los votantes alemanes estaban divididos sobre la idea.

Sobre el terreno, el Ejército ucraniano admitió hoy haberse retirado de Soledar, 15 días después de que Rusia afirmara que ya controlaba esa localidad de la provincia oriental de Donetsk, que está en su mayor parte bajo dominio del Ejército ruso desde hace meses.

Soledar se encuentra cerca de Bajmut, una ciudad que Rusia lleva meses tratando de tomar y de cuyo interés estratégico dudan los especialistas.

Las tropas rusas afirmaron hoy haber avanzado en Bajmut.

Con información de Télam

LA FERIA DE EL DESTAPE ►