El Gobierno tomará provecho de la detención de cuatro extranjeros en las inmediaciones del Congreso para potenciar su nueva política para monitorear y expulsar extranjeros.

El polémico programa migratorio busca, entre otras cosas, crear un fuero, confirmar el decreto presidencial 70/2017 para la expulsión inmediata y hasta crear un policía exclusiva para los no nacidos en el país.

El plan del Gobierno:

Validar el decreto en la Corte Suprema

Macri confía que las detenciones del pasado miércoles en el Congreso (y la reciente asunción del "amigo" Carlos Rosenkrantz como Presidente del máximo tribunal) logre ratificar el decreto 70/2017 que prevé la figura de "extrañamiento". Esta definición de la Corte ayudaría a que el Congreso convalide el polémico decreto.

Crear un fuero migratorio

Hay un borrador de un proyecto de ley, asegura Infobae, para crear una especie de fuero migratorio dedicado en exclusivo a atender los casos de inmigrantes que cometen delitos y estén en condiciones de ser expulsados. "Con cuatro jueces en la Ciudad de Buenos Aires, dos en la Provincia y un par más en el interior del país que se dediquen exclusivamente al fuero migratorio agilizaríamos mucho más las expulsiones y se corregiría el sistema", dijo un funcionario del Ministerio del Interior a este medio.

La policía migratoria

Para colmo, el macrismo considera la creación de una policía exclusivamente para extranjeros como existe en el xenófobo Estados Unidos y en muchos países europeos con Gobierno de derecha. Según resaltan, ayudaría a combatir "las mafias de visas ilegales y el tráfico de personas".

Una App policial para identificarlos

La Dirección de Migraciones ya esta difundiendo una aplicaciones de celulares que detecta a personas de origen extranjero y provee datos como tambien su "situación migratoria" como sus antecedentes penales.

Controles fronterizos

El Gobierno busca instalar en los meses siguientes nuevos sistema de detección biométrica en unos quince pasos fronterizos para cruzar los datos delos extranjeros que ingresen con las bases de Interpol, AFIP, la Agencia Federal de Inteligencia, el Renaper y Migraciones. Esto se ve potenciado por la cumbre de presidentes del G20, donde el Gobierno está en alerta por "el eventual ingreso de grupos terroristas".

En esta nota