Marcha atrás: las prepagas aumentarán sólo 10% en diciembre

A través de una resolución publicada en el Boletín Oficial, el Ministerio de Salud retrotrajo su decisión. Es que la suba se iba a desdoblar entre diciembre con un ajuste del 15% y febrero del año que viene con otro 10%.

04 de noviembre, 2020 | 17.46

Finalmente, el Gobierno dio marcha atrás con el esquema de aumentos para la medicina prepaga que se había aprobado el viernes. De esta manera, el servicio privado tendrá un incremento de sólo 10% en diciembre y no del 15% como se había previsto. A través de una resolución publicada en el Boletín Oficial, el Ministerio de Salud retrotrajo su decisión. Es que la suba, según había informado la Superintendencia de Seguros de Salud, se iba a desdoblar entre diciembre (15%) y febrero del año que viene (10%).

Los negocios de Santa María con Clarín y Cambiemos

La Cámara de Instituciones Médico Asistenciales de la República Argentina (CIMARA) y la Asociación de Entidades de Medicina Privada (ADEMP) habían explicado el impacto del incremento de los costos del sector desde la fecha del último aumento de cuotas en diciembre de 2019. En función de ello, requirieron la autorización de nuevos aumentos que permitan recomponer el financiamiento para afrontar tales costos.

Este proyecto lo hacemos en grupo. Sostené a El Destape con un click acá. Sigamos haciendo historia.

SUSCRIBITE A EL DESTAPE

“Se aprobó un ajuste a las cuotas de medicina prepaga que se aplicará en forma desdoblada: 15 % en la cuota correspondiente a diciembre 2020 y 10% en la cuota de Febrero 2021”, había precisado el comunicado de la Superintendencia de Salud. Sin embargo, la resolución de Salud dejó sin efecto este aumento al aducir “un error material en la misma”. De esta forma, el costo de la cuota de la medicina privada aumentará sólo 10% a partir del 1° de diciembre.

La ayuda del Estado

Además del programa ATP, por lo cual el Estado paga una parte de los salarios de las empresas del sector, en marzo el Estado redujo en un 95% las contribuciones patronales de las empresas del sector con destino al Sistema Integrado Previsional Argentino. Además, se les fijó una menor alícuota en el pago del impuesto a los débitos y créditos.

Según el decreto, esos beneficios alcanzan a obras sociales, servicios de seguros de salud –medicina prepaga y mutuales-, hospitales, servicios de atención ambulatoria realizada por médicos y odontólogos, servicios de diagnóstico y tratamiento, y servicios de emergencias y traslados, entre otros.

Producto de los mayores gastos vinculados a los tratamientos crónicos y de alta complejidad, la Superintendencia de Servicios de Salud transfirió otros $ 1.000 millones a 212 obras sociales, de acuerdo a la Resolución N° 1360/20 de ese organismo. Se trata de un “adelanto de fondos” del Sistema Único de Reintegros “por las solicitudes presentadas pendientes de cancelación y por las que se presenten en el futuro”.

En lo que va del año, SUR distribuyó un total de $ 21.909 millones. En todo el año pasado, se habían transferido apenas $ 12.188 millones.

Aumentos desproporcionados

Según un relevamiento realizado por Defensa de Usuarios y Consumidores, durante la gestión de Cambiemos, la medicina prepaga aumentó un 330%. El número fue resultado de los ajustes que se llevaron a cabo desde febrero de 2016 hasta noviembre del año pasado.

Durante los últimos doce meses de mandato macrista, el alza fue de 65,9%, una de las más altas registradas en los últimos años. Como consecuencia, miles de afiliados a las empresas de medicina prepaga se desafiliaron. En el caso de los jubilados, se reintegraron a las filas del PAMI, la obra social que los venía asistiendo.

Vale destacar que, según el informe, en los cuatro años anteriores a la llegada de Cambiemos, es decir, desde 2012 a 2015, el valor de las cuotas de medicina prepaga habían escalado un 144%, poco menos de la mitad de estos años.

LA FERIA DE EL DESTAPE ►