Los bancos internacionales acreedores de Vicentin presentaron querella por presunta estafa

En julio habían obtenido su segundo proceso de Discovery en Nueva York. La presentación se hizo ante la Unidad de Delitos Económicos de Rosario. 

08 de octubre, 2020 | 21.20

Un grupo de bancos internacionales con acreencias de Vicentin por unos 530 millones de dólares presentó una querella en la Fiscalía de Delitos Económicos de Rosario para que se investigue una presunta estafa del pulpo agroexportador. Los bancos argumentan que la firma habría utilizado créditos destinados para la compra de granos para financiar otros negocios de la familia dueña de la compañía.

Vacunas, informe especial: ¿cuánto tarda la inmunización?

Tal como informó El Destape, el Rabobank, Credit Agricole, ING, Natixis, el Banco de Desarrollo holandés (FMO) y la división de préstamos privados del Banco Mundial (FMO) presentaron en julio un segundo Discovery (descubrimiento) al tribunal de Nueva York para que se  incluyan transferencias electrónicas bancarias de Vicentin y de varias filiales y transacciones por parte de ejecutivos; entre ellos, miembros de las familias fundadoras de la compañía. 

La justicia de Nueva York había ordenado en febrero un proceso de descubrimiento de activos relacionado con Vicentin.  "Consensuamos que no podía quedar la información en lo que enviaron y se amplió el pedido de información, porque ahora se está investigando a los accionistas porque habría desvío de fondos", aseguró a este medio Mariano Moyano, titular del bufete de abogados que asesora también a este comité de bancos extranjeros en Nueva York. 

Este proyecto lo hacemos en grupo. Sostené a El Destape con un click acá. Sigamos haciendo historia.

SUSCRIBITE A EL DESTAPE

La denuncia de los bancos

La presentación en la Unidad de Delitos Económicos de Rosario fue realizada en nombre del comité ad hoc de bancos extranjeros de Vicentin por el abogado Guillermo Jorge, del estudio Brouchou, Fernández Madero & Lombardi. El comité ad hoc de bancos acreedores internacionales de Vicentin solicitó constituirse como querellante en una causa por presuntas estafas iniciada por proveedores de cereales en la Fiscalía de Delitos Económicos rosarino, en la cual un juez dictó una medida de no innovar que impide la venta de activos.

Los bancos reclaman que se investigue si Vicentin presentó “información financiera falsa para obtener créditos por cientos de millones de dólares”. También plantean que se investigue si la firma incurrió en fraude con al menos uno de los miembros del comité ad hoc, “a través de la asignación de derechos de cobro de contratos de exportación inexistentes o asignados en forma duplicada a más de un acreedor”, según un comunicado de los bancos.

La investigación se inició en julio pasado ante la presentación de Juan José Trucco, vicepresidente de La Clementina, quien solicitó al fiscal Miguel Moreno que investigue una presunta estafa. Según esa denuncia, La Clementina firmó un contrato con Vicentin en noviembre de 2019 para la entrega de 500 toneladas de soja a razón de 14.815 pesos la tonelada, que la agroexportadora debía pagar “contra la entrega de la totalidad de la mercadería”. El último envío de La Clementina se realizó el 4 de diciembre de 2019, fecha en la que Vicentin debía realizar el pago, pero un día después anunció su cesación de pago por “estrés financiero".

El análisis de la información financiera de Vicentin SAIC, incluyendo el balance a octubre de 2019 presentado recientemente, nos convenció de la necesidad de investigar si la empresa habría obtenido créditos de los miembros del Comité Ad Hoc ocultando una multimillonaria deuda con los productores agropecuarios. La finalidad de los créditos que obtuvo era, precisamente, la compra de granos”, detalla la presentación que formalmente ingreso el miércoles al tribunal de Rosario. 

El abogado de la cerealera presentó el lunes de la semana ante el juez de Reconquista Fabián Lorenzini los estados contables de la empresa, a los que El Destape tuvo acceso. En ellos planteó que perdió 52.536 millones de pesos al 31 de octubre del año pasado, una cifra que contrasta sustancialmente con los 2.829 millones que ganó en 2018. La brutal desmejora contable contrasta con los balances de suma y saldo, que sirve de base para armarlo.

La sospecha es que, en “lugar de utilizar el financiamiento para comprar granos, Vicentin habría utilizado el dinero para financiar otros negocios familiares que no forman parte del balance de Vicentin SAIC”. Por su parte, la asamblea de accionistas de la empresa se reunirá el próximo jueves 15 de este mes para tratar la renuncia de todo el directorio. La empresa aseguró que todavía no fue notifica de la querella de los bancos. 

LA FERIA DE EL DESTAPE ►