El interventor del Enargas respaldo la derogación del DNU macrista de seguros por devaluación

Se trata del decreto 1053, a través del cual el macrismo les otorgó a las distribuidoras un seguro de tipo de cambio en el que reconoce 25.000 millones de pesos por supuestas pérdidas por la devaluación que el mismo gobierno realizó. Son 30 cuotas pero pagaron solo una y se fueron del gobierno.

02 de agosto, 2020 | 15.02

El interventor del Ente Nacional Regulador del Gas (Enargas), Federico Bernal, respaldó la derogación del decreto 1053, a través del cual el macrismo les otorgó a las distribuidoras un seguro de tipo de cambio (el gobierno de Cambiemos les reconoció 25.0000 millones de pesos en "pérdidas" por la devaluación). "Estatizar la deuda privada provocada por la brutal devaluación de 2018 y los interminables desaguisados económicos y financieros y trasladarla a toda la población", afirma Bernal en una Carta Abierta publicada al senador radical Luis Naidenoff. 

Viajamos al día después de las PASO 2019

El legislador cambista había criticado esta semana el proyecto de Bernal, que propone un alivio en las tarifas que recibirán los usuarios durante el invierno a partir de una revisión de la estatización del riesgo de cambio que ofreció el gobierno anterior.  "Manifestó allí una serie de imprecisiones y errores conceptuales que, en calidad de Interventor del Enargas, me veo en la obligación de puntualizar",  comienza la misiva pública de Bernal al jefe del interbloque Cambiemos en la Cámara alta. Allí le pide al senados que explica "a los 40.000 hogares que deben calefaccionarse con leña que también ellos están obligados a pagar la dolarización del precio del gas en la tarifa".

"Explíquele lo mismo a los cientos de miles de hogares que se vieron obligados a desconectarse de la red y pasarse a garrafa (en el mejor de los casos) entre 2016 y 2019. Está pidiendo que los impuestos que paga la gente se destinen, en la parte que corresponda, a saldar las consecuencias de la dolarización del precio del gas concertada a fines de 2017", detalla la extensa carta de Bernal. 

Tras el salto del dólar frente al peso en 2018, duplicando su valor de abril a diciembre, el lobby de las distribuidoras no se hizo esperar y el gobierno de Cambiemos les reconoció la supuesta pérdida en que estas empresas habían incurrido al elevarse sus costos dolarizados. "Las diferencias en el tipo de cambio generadas en los contratos de gas en dólares entre distribuidoras y productoras no pueden incorporarse legalmente como un seguro de cambio y traspasar a 45 millones de argentinos una deuda privada de 25.000 millones de pesos", aseguró el interventor del Enargas.

La gestión Cambiemos reconoció 25.000 millones de pesos a las productoras de gas en compensación por el impacto de la devaluación de 2018 en los contratos de suministros, lo que haría a través de 30 cuotas mensuales de las cuales sólo llegó a pagar la primera, días antes de dejar el gobierno. "Al pedir que asuma el Estado Nacional esa deuda, está proponiendo que también la paguen los cerca de 5 millones de hogares que consumen GLP en garrafas, granel y tubos, así como los 38.173 hogares que consumen kerosene, leña y residuos orgánicos, más los 36.308 que se abastecen con GLP por redes", agregó Bernal en el texto.

El decreto 1053 se hacía cargo de 100 por ciento de la diferencia de cambio de los contratos por la compra de gas de las distribuidoras a las productoras, en una operación afectada por la fuerte devaluación de 2018, y que en principio el gobierno de Macri pretendió trasladar a los usuarios mediante un cargo adicional en sus facturas. "El marco regulatorio no prevé que los usuarios del servicio público deban hacerse cargo vía tarifaria de la devaluación y su impacto en el precio del gas", explicó el titular del ente de contralor.
 

EL DESTAPE RADIO EN VIVO ►