Wos, el pibe de la plaza que llenó su primer estadio a puro talento

El artista argentino brindó un show dinámico y con invitados de lujo frente a 30 mil personas, ideal tanto para los nostálgicos como para los rockeros apasionados del pogo.

Wos se calzó la 10 y distribuyó talento en su primer show en un estadio de fútbol, precisamente en Argentinos Juniors, en donde el gran Diego Armando Maradona comenzó a forjar su historia. 30 mil personas fueron testigos de una noche consagratoria para el artista argentino de 24 años. Un recital de rock con una puesta a nivel internacional que pasó por todos los estados: del pogo transpirado en Que se mejoren a las lágrimas cayendo por las mejillas de los presentes en Mirá Mama, del rap duro con tinte de funk en Puaj a la guitarra acústica en Arrancármelo

Fuegos artificiales, papelitos de colores, la incorporación de vientos, cuerdas y multiinstrumentistas en vivo, efectos de fuego y CO2, unas visuales que te metían en el mundo oscuro del artista según la temática de cada una de sus letras, un escenario en constante movimiento, un drone símil pájaro que permitía ver a la multitud en las pantallas, el coro de gospel Afro Sound e invitados de lujo como Nicki Nicole, Ca7riel y Ricardo Mollo fueron algunas de las piezas que se fueron uniendo a lo largo de las 2 horas y media del recital que rompió cabezas. Todos estos ingredientes no hicieron más que reforzar el innegable talento y visión artística tanto de Wos como de la banda que siempre lo acompaña, integrada por Facundo "Evlay" Yalve en guitarra, Tomás Sainz en bateria, Natasha Iurcovich en bajo y Fran Azorai en teclados; y esta vez con la incorporación especial de Ivanna Chipi Rud en guitarras y Melanie Williams en percusión.

Wos junto a Natasha Iurcovich (bajo) y Facundo Yalve (guitarra). Foto: Juli García

Ricardo Mollo se subió a cantar y tocar la guitarra en "Culpa" con Wos. Foto: Juli García

Como viene sucediendo en muchos de los eventos de los más grandes artistas de la actualidad, hubo acampe de fanáticos: las calles de La Paternal se llenaron desde temprano de personas que se acercaron para conseguir el mejor lugar y presenciar el show más masivo (hasta el momento) de la carrera del artista. Pegatinas de buitres los observaban desde las paredes de los alrededores del Estadio Diego Armando Maradona. Cuando el reloj marcó las cuatro de la tarde, las puertas del estadio se abrieron y los seguidores de Wos ingresaron corriendo al predio, en donde a cada rato entonaban las estrofas del Himno Nacional Argentino para pasar el tiempo sin dejar caer el agite.

La manija del público se mezclaba con los 26 grados de calor que hizo durante toda la tarde provocando un clima efervescente. La cancha de Argentinos Juniors iba llenándose, haciendo que los trabajadores de Primeros Auxilios tuvieran que moverse de acá para allá. A las 21.30 se apagaron las luces y los buitres con cámaras de seguridad en sus cabezas aparecieron en las pantallas, lo que generó el inmediato y ensordecedor griterío de las 30 mil almas que coparon el venue. El escenario se partió en dos y Wos ingresó para hacer lo suyo, mientras pegaba saltos simulando tener alas en sus brazos. 

"Esos buitres están mirando", en el show de Wos en Argentinos Juniors. Foto: Juli García

La puesta en escena, las visuales y el público alborozado se movían al ritmo del flow que imponía el cantante junto a una banda muy fina individualmente, pero que también conoce y conecta a la perfección con el showman con el que comparten escenario. Luego, la primera invitada de la noche hizo explotar a toda La Paternal con su inconfundible voz: Nicki Nicole se sumó para brindar una versión bien bailable de Cambiando la piel, acompañados de una sutil sección de vientos.

Nicki Nicole se subió al escenario a cantar "Cambiando la piel" con Wos. Foto: Juli García

Inmediatamente después llegó el primer freestyle de la noche por parte de Wos, especial para los fanáticos de la primera época del cantante. Con la gente bien arriba y cebada, subieron al escenario viejos amigos: con todas sus técnicas y barras a cuestas, Klan y Acru demostraron que el freestyle sigue siendo una parte fundamental de la esencia de Wos. Tampoco podían faltar los beats furiosos de Zone, el beatmaker argentino definitivo. Sin dudas, los nostálgicos quedaron satisfechos con este encuentro.

Tras interpretar una rabiosa versión de Animal con Acru, Wos abandonó el escenario para demostrar otra de sus facetas previas al boom de su carrera musical: la actuación. Las pantallas nos transportaron al camarín del famoso (y odiado) personaje del hit Canguro. El artista se puso en la piel de este sujeto que con muecas y claros gestos autoritarios y despectivos ingresó al escenario para cantar: "No vengas a molestar, dicen que está todo mal. Yo estoy más que bien acá y no te pienso ni mirar". Inmediatamente después, tiró la famosa patada de canguro, arrojó el disfraz por los aires y volvió Wos a escena con sus barras raperas.

Wos disfrazado en "Canguro".

El condimento político tampoco faltó con el público pogueando al ritmo del clásico recitalero argentino "El que no salta es un inglés" y algunos cantos contra el ex presidente, Mauricio Macri. Por su lado, Wos le dedicó Que se mejoren a "los mezquinos de corazón que solamente les importa mantener su circo". Un escupitajo explícito hacia un sector ideológico al que se encarga de repudiar de tantas formas desde el dia 0 de su carrera. “Para los giles de siempre que siguen castigando a nuestro país y a toda Latinoamérica”, les dedicó.

Acompañado por un cuarteto de cuerdas, el show entró en su parte más emotiva con Mirá mamá y Algo de vacío. "Lo que escribo en una hoja, que es algo chiquito, se convierte en algo enorme y que hoy es de ustedes", agradeció el cantante, visiblemente conmovido por lo que se estaba viviendo esa noche en Argentinos Juniors. Con miles de espectadores observando con lágrimas en los ojos, WosEvlay y su guitarra quedaron solos en el gran escenario para interpretar la dolorosa Arrancármelo, una de las canciones más coreadas de la noche.

Arrancármelo, una de las canciones más coreadas del show de Wos en Argentinos Juniors. Foto: Juli García

Reivindicando la cultura incorporada en las plazas, el cantante se divirtió con un breve intercambio de beatbox con el baterista Tomás Sainz antes de calzarse la viola para interpretar 40, el tema más punk de su repertorio. Después de un breve interludio, el escenario volvió a partirse en dos y en escena apareció el coro de gospel Afro Sound para acompañar al cantante en una inolvidable versión de Mugre que dejó atónitos a todos los presentes.

El coro gospel AfroSound se sumaron a "Mugre" con Wos. Foto: Juli García

Hay algo que es seguro: el show de Wos une generaciones. Muchos padres y madres fueron junto a sus niños a disfrutar el primero de los dos estadios sold out. Juntos, se acompañaban, miraban y disfrutaban la puesta en escena y el amplio repertorio del artista, que pasó de su álbum "Caravana" a su EP "Tres puntos suspensivos" para llegar al reciente "Oscuro éxtasis", álbum con el que Wos se llevó su Premio Gardel de Oro en 2022. Ya llegando al final del show, los adultos tuvieron la oportunidad de explicarle a sus niños quién era el señor que subió a tocar Culpa. "Ese es Ricardo Mollo, uno de los mejores guitarristas de la historia del rock argentino", le explicó un padre a su hijo que miraba el show desde sus hombros. Así fue como una nueva generación pudo conocer, gracias a Wos, a una de las figuras fundamentales de la música nacional.

Después de un escueto "chau" por parte de Wos, que nadie creyó del todo, el cantante volvió para una festejadísima versión de Niño gordo flaco junto a un siempre inquieto Ca7riel. Tanto las 30 mil personas que coparon el Estadio Diego Armando Maradona como las decenas que vivieron el show desde las terrazas de los edificios cercanos saltaron al ritmo de uno de los mayores hits del último álbum de Wos, que cuenta con el inconfudible sample de Praise you, de Fatboy Slim.

Wos y Ca7riel agitaron su canción "Niño gordo flaco". Foto: Juli García

Para cerrar una velada inolvidable, Wos eligió Púrpura y el público sacó lo último de energía que tenía dentro para explotar y descontrolarse por última vez. Como cábala, el artista y su banda se tomaron una fotografía con la multitud, a la que Wos le pidió que haga una cara bien fea.

La foto final del show de Wos en Argentinos Juniors. Foto: Juli García

Entre aplausos y cánticos de aliento, el cantante se retiró de escena. Pero la alegría de los espectadores pudo seguir palpándose por las calles de La Paternal durante la desconcentración, esa situación en la que cada uno de los presentes comienza a enumerar los momentos destacados de la noche que, según su subjetividad, convirtieron al show de Valentín Oliva en un evento inolvidable.

 

Wos hará su segundo estadio Diego Armando Maradona este sábado 29 de octubre. Las entradas están agotadas.

LA FERIA DE EL DESTAPE ►