A pesar del llanto frente al jurado, La Gunda fue severamente castigada en Masterchef

Tras el escándalo que protagonizó el martes, la actriz se disculpó entre lágrimas con el jurado. Como castigo, la estrella que le correspondía se la quedó María O'Donnell.

03 de junio, 2021 | 00.25

En una de las últimas semanas de Masterchef Celebrity, el reality de cocina más famoso de la TV, Claudia Fontán se convirtió en noticia tras protagonizar un polémico momento cuando decidió levantar una preparación del piso para continuar haciendo un clásico postre inglés y, lejos de hacerse cargo, se lo negó rotundamente a los jurados Damián Betular, Germán Martitegui y Donato De Santis. Pero este miércoles, la actriz regresó al programa conducido por Santiago Del Moro con una disculpa entre lágrimas.

Pocas veces el comienzo de una gala de Mastechef despertó tanto la curiosidad de los televidentes y los internautas porque, más allá de que el programa sea exitoso, sus inicios suelen ser bastante parecidos unos entre otros. Sin embargo, "La Gunda" se plantó y pidió la palabra: “Después de un martes para el olvido, vengo a poner la cara”, anunció.

“Es inadmisible que haya utilizado algo del piso. No lo podía creer cuando lo vi. Pero lo que más me mortifica es haber tenido la oportunidad de reconocerlo y, no sé por qué, dije que no lo había puesto", aseguró la actriz. "Eso es lo que más angustia y vergüenza me genera. Me late fuerte el corazón y no sé cómo hablar de esto porque me avergüenza mucho“, agregó visiblemente angustiada.

Me gustaría volver a ganarme la confianza de ustedes, que para mí es muy importante, y por eso, por respeto a ustedes, a mis compañeros y a Santi del Moro les pido, si sirve de algo, ir directamente a la gala de eliminación si sirve de algo", continuó puesto que tras haber cometido un error imperdonable en la cocina, Claudia lo negó en varias oportunidades.

Primero, la actriz negó el bochornoso hecho ante Damián Betular, cuando el pastelero la agarró en plena acción. Luego ante sus colegas Germán Martitegui y Donato De Santis, quienes también le dieron la posibilidad de confesar el error para que no pasara a mayores. "No me queda más nada que decir, salvo que quedo a su disposición para lo que ustedes decidan”, dijo la actriz en un acto que Germán Martitegui, el más exigente de los expertos, consideró sin saña como “un primer paso”.

Pese al drama, la rubia presentó el mejor plato de la noche y se encontró con una firme decisión del jurado después de lo sucedido durante el martes. Por lo ocurrido, la actriz no volverá a recibir más estrellas en lo que reste del certamen y quedó condenada al delantal negro para la gala de eliminación del próximo domingo. La estrella que le correspondía quedó en manos de María O'Donnell.

LA FERIA DE EL DESTAPE ►