Día nacional del mate: cómo hacerlo de la mejor manera y no cometer los errores más típicos

Los mejores consejos para hacer tu mate y no cometer los errores más típicos.

30 de noviembre, 2021 | 14.48

El Día Nacional del Mate en la Argentina se celebra todos los 30 de noviembre y es una oportunidad para homenajear a una costumbre propia de nuestro país que tiene un gran arraigo. Si bien la pandemia cambió la forma de compartir ya que se recomienda usar un mate propio, sigue estando presente en cada encuentro.

Esta fecha fue sancionada a través de la Ley N° 27.117 por el Senado y Cámara de Diputados de la Nación el 17 de diciembre de 2014. Fue promulgada el 20 de enero de 2015 y publicada en el Boletín Oficial de la República Argentina tiempo después. La propuesta fue realizada con el motivo de rendir honor a las costumbres nacionales a través de la fecha del nacimiento de Andresito Guacurarí, un reconocido comandante guaraní.

Los mejores consejos para hacer tu mate.

La palabra mate nació del vocablo quechua matí, que significa calabaza, ya que este fue el recipiente y material donde más se tomaba cuando los españoles llegaron a América del Sur. En tanto la bombilla se denominaba tacuarí y era simplemente una cañita ahuecada.

Según los datos del Instituto Nacional de la Yerba Mate (INYM), esta bebida es consumida en un 98% de las casas de la Argentina. Anualmente se consumen 256 millones de kilos de yerba mate, considerando un consumo anual per cápita de unos 6,4 kilos, según el Instituto Nacional de la Yerba Mate (INYM).

Cómo hacer el mejor mate

  1. Calentar agua, luego colocarla en un termo. Tenga en cuenta que el agua no debe estar tibia ni dejarse hervir, para tomar “buenos mates” la temperatura del agua aconsejable es  de 70 a 80°C.
  2. Vierta yerba dentro del mate hasta alcanzar las tres cuartas partes del mismo. Si lo desea, para que los primeros mates no sean tan amargos, puede agregar  una o dos cucharaditas de azúcar.
  3. Tape con una mano la boca del mate, inviértalo y agítelo unos instantes. Vuelva el objeto a su posición normal. Cuide que la yerba quede recostada sobre una de las paredes del mate y además se forme un pequeño agujero.
  4. Para comenzar el mate, coloque agua tibia suavemente en el hueco que quedó en la yerba. Iniciar el mate con agua tibia, permitirá que no se queme la yerba y pierda el gusto.  Deje reposar unos instantes.
  5. Introduzca la bombilla en el hueco húmedo.
  6. Una vez que hizo estos pasos puede comenzar a cebar el mate.
  7. Procure no mover la bombilla y cebar siempre en el mismo lugar, esto permitirá que no moje toda la yerba y así disfrutará más tiempo de unos exquisitos mates.

LA FERIA DE EL DESTAPE ►