Bailarín cubano mantiene vivo su sueño del ballet tras rehabilitación de raro trastorno inmunológico

24 de agosto, 2022 | 08.30

El bailarín Yankiel Vázquez llegó a pensar que su sueño de permanecer en el Ballet Nacional de Cuba se había truncado cuando un raro trastorno del sistema inmunológico lo paralizó por varios años.

Su carrera parecía haber terminado. Pero el joven de 29 años natural del poblado rural de Mantua, en la occidental Pinar del Río, Cuba, venció el padecimiento que había provocado debilidad en sus músculos que amenazó con paralizar su cuerpo.

"Entré en la compañía (Ballet Nacional de Cuba) en 2011 y poco después sufrí el Síndrome de Guillain-Barré que me dejó incapacitado. Primero tuve que comenzar a aprender a caminar durante varios meses, soportando un intenso proceso de rehabilitación física y mental", contó a Reuters.

Este contenido se hizo gracias al apoyo de la comunidad de El Destape. Sumate. Sigamos haciendo historia.

SUSCRIBITE A EL DESTAPE

El esfuerzo físico y una fuerza de voluntad sin igual fueron herramientas que marcaron la agenda de Vázquez, quien hoy se ha convertido en Primer Bailarín de la compañía, uno de los símbolos de la nación cubana.

"LLegar a Primer Bailarín es lo que desde niño uno sueña", señaló.

El Ballet Nacional de Cuba surgió en 1948 con la fallecida Alicia Alonso como fundadora y primerísima figura. La institución, que ha graduado a miles de bailarines, fue apoyada por la revolución de Fidel Castro desde 1959.

Alrededor de 70 bailarines integran la compañía, dijo Viengsay Valdés, primera bailarina y directora del Ballet Nacional, exhibiendo una camiseta blanca, roja de rayas azules que identifica a las delegaciones deportivas del país caribeño.

"Un bailarín es como un atleta, la importancia de tener una preparación física es esencial", dijo Valdés a Reuters. "Tener ese control muscular, la capacidad de recolocar su cuerpo (...)son aspectos cardinales a la hora de emprender la técnica académica del ballet", afirmó.

Desde Chile, un equipo de fisioterapeutas ha llegado esta semana al Ballet Nacional para un intercambio con expertos locales.

"Hemos podido ayudar al control del tronco de los bailarines cuando llevan la carga de peso a las extremidades", explicó el kinesiólogo Mauro Medel, quien maneja las lesiones de tobillos, pies, rodillas y caderas.

Con información de Reuters

LA FERIA DE EL DESTAPE ►