Los habitantes de un pequeño pueblo de Inglaterra llamado South Stoke, ubicado en Somerset en medio de la campiña inglesa, lograron salvar un pub histórico gracias a su fuerza de voluntad: recaudaron 1,14 millones de euros (más de un millón de libras) y consiguieron quitárselo de las manos a una inmobiliaria que planeaba convertirlo en un complejo de viviendas.

Embed

Packhorse Inn es un bar que data del siglo XV y fue cerrado en 2012. Luego de su cierre, se lo vendieron a una compañía de viviendas que no tenía planes muy felices para él: se estaba por convertir en un complejo residencial, pero los vecinos de South Stoke no podían aceptar algo así.

Embed

Por eso, después de una ardua pelea, lograron que se lo reconociera como objeto de importancia local de manera legal, y sus dueños se vieron obligados a venderlo. Pero, para eso, los pobladores necesitaban dinero.

Los 470 habitantes del pequeño pueblo donaron un total que suma más de un millón de libras para su compra. En los meses anteriores a su compra, los residentes de South Stoke renovaron el bar y arreglaron el terreno para ponerlo en las mejores condiciones para su nueva apertura.

Embed
Embed

Hace sólo días se realizó la ceremonia de reinauguración, a cargo de Brian Perkins, de 87 años, quien nació en el pub cuando su familia era su dueña. Según Perkins, iba al bar todos los domingos hasta que fue cerrado, y se puso muy triste saber que Packhorse Inn se convertiría en un complejo residencial.

Para el nuevo gerente, James Dixon, lo que pasó con el bar "una historia fantástica de principio a fin". ¡Salud!

Embed

LEÉ MÁS: ¿MARTE EN LA TIERRA? UN EXTRAÑO FENÓMENO VUELVE NARANJA LA NIEVE

En esta nota