La diputada nacional por la Coalición Cívica Paula Oliveto respondió al periodista oficialista Antonio Laje con una pregunta sobre los aportantes truchos con los que Cambiemos financió su campaña 2017 en la provincia de Buenos Aires. Sin embargo, su respuesta no fue una defensa, sino que apuntó contra el Gobierno ante una posible responsabilidad sobre el caso.

La legisladora trató el tema de los cuadernos del chofer Oscar Centeno, quien anotó que el secretario privado de Néstor y Cristina Kirchner, Daniel Muñoz, movía bolsos con dinero en la residencia presidencial de Olivos y el departamento de la calle Uruguay de la familia.

“Si fueron aportes truchos para la campaña, ¿cuál es la diferencia con lo que estamos viendo de los aportes truchos en la campaña de la provincia de Buenos Aires?”, le preguntó Laje. Ante esto, Oliveto contestó que “si fueron aportes truchos para la campaña, y en la provincia de Buenos Aires se llega a la misma conclusión, ninguna”.

“Que caiga quien tenga que caer”, intentó salir del paso la diputada. “Parte del cambio que nosotros proponemos tiene que ver con eso, que no hay privilegios. Hoy tenés al primo de Macri en una situación complicada con un expediente judicial, y hay una investigación sobre los aportes de campaña donde un juez y un fiscal están avanzando con total libertad y muy fuerte”, aseguró.

Sin embargo, los empresarios cercanos a Macri Javier Sánchez Caballero, Ángelo Calcaterra (IECSA) y Juan Carlos de Goicoechea (Isolux) reconocieron que pagaron coimas y quedaron increíblemente en libertad.

Sobre el tema de los cuadernos, consideró que “este sistema se pudo llevar adelante porque todo el Estado estaba al servicio de la banda”, y que “nadie puede dejar de pensar que las máximas figuras del Poder Ejecutivo diseñaron este sistema para robarnos”.

Embed

LEÉ MÁS: EN MENOS DE UN MINUTO, LA DOBLE VARA DE ALONSO CON CALCATERRA Y CFK