Un nuevo golpe al bolsillo vivirán los vecinos del conurbano bonaerense. Este año pagarán un 35% más de ABL, en promedio.

Las boletas con los aumentos ya comenzaron a llegarle a la mayoría de los contribuyentes. Si bien la cifra varía según cada distrito, y puede ser mayor en el caso de las propiedades y las zonas más cotizadas, en casi todos los casos la suba quedó por debajo del 38% que pretendía fijar como pauta el gobierno de María Eugenia Vidal.

En la mayoría de los municipios, los Concejos Deliberantes demoraron el tratamiento de las ordenanzas Fiscal e Impositiva hasta tanto Vidal cerrara con Nación los recortes y definiera el Presupuesto. La duda era si el Gobierno provincial iba a transferir a los distritos parte de los gastos que a su vez la Nación la trasladó al Estado bonaerense.

Entre los municipios que implementaron aumentos más fuertes están Avellaneda y Berazategui, mientras que las que dispusieron alzas más moderadas se encuentran Ituzaingó, Malvinas Argentinas, Tres de Febrero y Escobar.

Fue clave a la hora de fijar un techo a las subas el hecho de que se trate de un año electoral, por un lado, y la cobrabilidad, por el otro, ya que un alza desproporcionada generaría que mucha gente dejara de pagarlo en un contexto de crisis económica.

En algunos casos se implementó una suba inicial, que luego se actualizará con topes. Estas son las alzas que se dispusieron en el conurbano, de acuerdo a un revelamiento que realizó el matutino Clarín.

Alimirante Brown subió un 30%; Avellaneda, 50%; Berazategui, entre 35% y 45%; Escobar, 30%; Esteban Echeverría, entre 15% y el 24%; Florencio Varela, 15% al 30%; Hurlingham, entre 20% y 35%; Ituzaingó, 20%; La Matanza, entre 25% y 35%; Lanús, 39%; Lomas de Zamora, 35%; Malvinas Argentinas, 29% y Merlo, entre 33% y 35%.

En Moreno es de entre 20% y 50%; en Morón, 35%; en Pilar, del 10% al 50%; en Quilmes, 38%; en San Fernando, del 7% al 35%; en San Isidro, del 12% al 24%; en San Martín, del 20% al 35%; en San Miguel, del 30% al 35%; en Tigre, del 16% al 41%, en Tres de Febrero, 28%; y en Vicente López, del 20% al 38%.