El jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta, contradijo el fallo de la Conmebol que sacaría la Superfinal del país al asegurar que "el partido puede hacerse en la Ciudad".

"El partido puede hacerse en la Ciudad. Si debe hacerse, eso lo define la Conmebol. La prueba está en que dos semanas antes se pudo hacer en la Boca, que tiene calles más pequeñas, más intrincadas, entraron y salieron 60 mil personas y no hubo incidentes", sostuvo Rodríguez Larreta en declaraciones a Radio Berlín

Sin embargo, se contradijo al afirmar que "hubo una falla en el operativo de seguridad". Aunque sostuvo que "El hecho de que haya habido una falla en el operativo de seguridad no quiere decir que las fallas no se puedan corregir". Y enfatizó: "Así como se pudo organizar los Juegos Olímpicos de la Juventud, donde fueron un millón de personas".

Las afirmaciones del jefe de Gobierno porteño se dieron apenas horas después de que el presidente de River, Rodolfo D'Onofrio, asegurara que el presidente Mauricio Macri le comunicó que quería que el partido se jugara en el Monumental.

Sobre los hechos de violencia sucedidos el pasado sábado en la previa de la Superfinal, Larreta realizó una polémica declaración al sostener que son producto "la estupidez humana"

"Yo usé el término estupidez humana. Y la estupidez humana existe. La ves en una madre que le pone las bengalas al cuerpo de su hijo. La estupidez humana existe. Es así", remarcó.