Se canceló el lanzamiento de la misión Artemis I a la Luna por un problema técnico

El cohete que iba a ser lanzado al espacio para una misión lunar fue cancelado hasta tiempo indefinido por problemas en el motor.

29 de agosto, 2022 | 20.28

El lanzamiento a la Luna del cohete de la misión Artemis I, el más poderoso jamás construido, que tenía previsto realizarse hoy desde Cabo Cañaveral, en Florida, fue cancelado por problemas en un motor que no llegó a alcanzar la temperatura adecuada. Según informó la NASA, la nave podría volver a intentarlo el próximo viernes en caso de solucionar el inconveniente técnico.

"El lanzamiento de #Artemis I ya no se llevará a cabo hoy en día, ya que los equipos están trabajando en un problema con una purga del motor", informó la agencia estadounidense a través de su Twitter. En el caso del Sistema de Lanzamiento Espacial (SLS, en sus siglas en inglés) el problema que obligó a detener la cuenta atrás 40 minutos antes del “cero” se refería a uno de los cuatro cohetes principales: los sensores detectaron problemas en el flujo de hidrógeno que debía enfriar las campanas de los motores antes del encendido. Esta es una operación imprescindible que aprovecha el frío del líquido criogénico para proteger el metal de las altas temperaturas del escape. Los ingenieros pidieron 10 minutos para comprobar lo que ocurría, pero la cuenta atrás no volvió a ponerse en marcha.

"La seguridad es siempre lo primero. Tras el intento de lanzamiento de Artemis I de hoy, los equipos están trabajando en un problema con el motor número 3 y esperan dar una rueda de prensa más tarde hoy", publicó la NASA. "Hay ciertas pautas. Y creo que es ilustrativo de que esta es una máquina muy complicada, un sistema muy complicado, y todas esas cosas tienen que funcionar", sostuvo Nelson y agregó que los ingenieros continuarán probando el cohete para el próximo intento que sería el 2 de septiembre, dependiendo del resultado de la reparación.

En este sentido, el administrador de la NASA aseguró que la cancelación "es solo parte del negocio espacial y es parte, en particular, de un vuelo de prueba". "Estamos estresando y probando este cohete y la nave espacial de una manera que nunca lo harías con una tripulación a bordo. Ese es el propósito de un vuelo de prueba", afirmó.

El cohete lleva 775 sensores que tratan de medir hasta el último detalle del vuelo. La mayoría, en la sección de cola, conectados entre sí por casi treinta kilómetros de cable. Sus mediciones se coordinan a través del computador de vuelo, instalado dentro del mismo cohete. No es un procesador muy moderno: un derivado del G3 que equipaba a los ordenadores Macs de hace más de veinte años. O, si se prefiere otra comparación, está entre un Pentium II y un Pentium III.

Problemas técnicos: qué le pasó al motor del cohete

El lanzamiento de Artemis I, la primera prueba de vuelo sin tripulación que prepara el camino para establecer la presencia humana a largo plazo en la Luna, comenzó 46 horas del despegue programado para las 8:33 hora local (9:33 de Argentina), cuando los equipos llegaron a sus puestos en el Centro Espacial Kennedy de la NASA, en Florida.

Desde la noche del domingo y hasta la madrugada de este lunes, más de tres millones de litros de hidrógeno líquido y oxígeno abastecieron los tanques de combustible, consignó la agencia de noticias AFP. El proceso se desarrolló sin inconvenientes hasta que surgieron tres problemas que pusieron en pausa la cuenta regresiva y terminaron anulando la posibilidad del despegue.

En principio, los sensores del cohete detectaron una fuga de hidrógeno líquido durante el proceso de abastecimiento de combustible, pero se pudo resolver rápidamente y los niveles de hidrógeno aumentaron según lo estipulado.

Artemis I.

Luego, se evaluó lo que parecía ser una grieta en las juntas de conexión que unen a los dos principales tanques propulsores de hidrógeno y oxígeno en la parte superior del cohete. Finalmente, los ingenieros determinaron que la grieta se había formado, en realidad, en la espuma aislante y no en un componente crítico, lo que resolvió ese problema.

Pero la falla principal se dio en uno de los cuatro motores del cohete, que no pudo alcanzar la temperatura deseada antes del lanzamiento.

De qué va la misión Artemis I, cohete que llegará a la Luna

Cincuenta años después del último vuelo de Apolo, se esperaba que la misión Artemis I marque el lanzamiento del programa estadounidense para volver a la Luna, y luego llevar al ser humano a Marte a bordo de la misma nave. La misión busca poner en la órbita de la Luna a la cápsula Orion, no tripulada, para asegurarse de que es segura para los futuros astronautas, entre los que figurará la primera mujer y la primera persona negra en pisar la superficie lunar.

Artemis I.

Otra fecha posible es el 5 de septiembre a las 5:12 EDT (06:12 hora de Argentina), pero será el último intento antes de que el cohete tenga que ser devuelto al edificio de ensamblaje de vehículos para probar el sistema de autodestrucción utilizado en caso de emergencia.

LA FERIA DE EL DESTAPE ►