Quirós criticó el uso de dióxido de cloro y se refirió a la vuelta a clases presenciales

Al dar el parte diario de la situación epidemiológica en la Ciudad, el ministro fue consultado sobre ambos temas y dio su mirada al repecto.

13 de enero, 2021 | 09.35

El ministro de Salud porteño, Fernán Quirós, advirtió este miércoles que se registra un "aumento sostenido y más acelerado" de casos positivos en coronavirus que en la previa al pico de contagios que hubo en agosto pasado, al tiempo que remarcó que no avala el uso de dióxido de cloro para el tratamiento de pacientes y que sigue en análisis el eventual regreso a clases presenciales.

Los negocios de Santa María con Clarín y Cambiemos

"Desde mediados de diciembre hubo un aumento sostenido y más acelerado que en la primera curva (ascendente) y nos ha llevado al día de hoy a un número de casos diario prácticamente similar a los valores de agosto", señaló el funcionario local.

Al dar el parte diario de la situación epidemiológica en la Ciudad, Quirós precisó que hasta el momento se registraron 188.613 casos positivos desde el comienzo de la pandemia de coronavirus, enfermedad que causó 6.016 muertes en el distrito capitalino.

Por otra parte, el ministro de Salud porteño también se refirió a la polémica generada por la orden judicial para que una clínica privada suministrara dióxido de cloro a un paciente de 92 años con coronavirus, que finalmente falleció.

Durante su participación en el reporte epidemiológico diario de la Ciudad, el funcionario consignó: "Más allá de lo que cada uno piensa o sienta o esté convencido de qué tratamiento es útil o no, es muy importante que actuemos en base a las recomendaciones y aprobaciones de la ANMAT, que hace evaluaciones técnicas de todos los medicamentos y recomiendo o no su uso de acuerdo a la evidencia científica", señaló.

Y remarcó: "Ese tratamiento está prohibido en la Argentina. Nuestra posición es que si la ANMAT no aprueba un medicamento, no debe aplicarse a humanos en el país". "Ya lo hemos dicho, e insistimos constantemente que en la Argentina existe una institución de altísimo prestigio que es la ANMAT, con gente muy calificada y con amplia experiencia en la evaluación de nuevas tecnologías, medicamentos y vacunas".

"Ese tratamiento no está aprobado por la ANMAT, está prohibido en la Argentina. Nuestra posición es que si no se aprueba, no debe aplicarse a humanos en nuestro país y vamos a seguir insistiendo para todos los medicamentos el mismo concepto", agregó.

"Alto daño por no tener actividades presenciales"

Por otro lado, Quirós se refirió al retorno a las clases presenciales en los colegios de la Ciudad de Buenos Aires y consideró que "la contagiosidad de niños a adultos es bien inferior a la promedio de la enfermedad", en contraposición "al muy alto daño de los niños por no tener actividades presenciales" y remarcó: "Creemos que decididamente tenemos que empezar las clases y con la mayor presencialidad posible".

"Luego por supuesto, estamos adaptando todos los lugares físicos par que tenga suficiente ventilación, todos los sistemas de filtración de aire, toda la estrategia organizacional para poder hacerlo de esa manera", ratificó.

"Esta enfermedad es difícil de predecir muchas semanas para adelante. De acá al 17 de febrero, cuando estemos acercándonos con los datos de la situación epidemiológica, presentaremos la estrategia apropiada".

LA FERIA DE EL DESTAPE ►