Las negociaciones salariales fueron claramente a la pérdida durante la gestión de Mauricio Macri. Tanto en 2018 como en el balance de los últimos tres años, los gremios registraron retracciones de más del 10% en su poder adquisitivo.

De acuerdo a un informe del Centro de Economía Política Argentina, en 2018, la capacidad de compra de los trabajadores estatales cayó un 14,4%, los gastronómicos un 13,3%, los metalúrgicos un 11,6%, el sindicato de la construcción un 10% y comercio un 9%.

Los datos brindados por CEPA fueron construidos en base a las estadísticas que arrojaron el Instituto de Estadísticas de la Ciudad de Buenos Aires (IPC CABA), la inflación del IPC Indec y las estimaciones del Relevamiento de Expectativas del Mercado del Banco Central.

A pesar de las bajas que los trabajadores sufrirán este año, el saldo de las negociaciones paritarias es aún más negativo si se compara al año 2015 con 2018. En ese lapso, el gremio gastronómico cayó 17,2%, el de estatales 17%, el metalúrgico 14,7%, la construcción 14,3% y comercio un 14,7%.

LEER MÁS: Tras el feriado bancario, el dólar aumentó y cerró a $ 36,72

En esta nota