Martín Ocampo dejó su cargo como ministro de Seguridad de la Ciudad, tras los incidentes generados por los errores del operativo de seguridad en la cancha de River el sábado, cuando se iba a disputar la final de la Copa Libertadores entre el club de Nuñez y Boca Juniors.

En conferencia de prensa, el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, confirmó que el ex funcionario le presentó su renuncia y él la aceptó. Su lugar al frente del Ministerio de Justicia y Seguridad de la Ciudad será ocupado por Diego Santilli.

Según informaron a El Destape fuentes cercanas a Santilli, mantendrá su cargo como vicejefe de Gobierno porteño, al tiempo que asumirá las funciones de Seguridad. En tanto, confirmó Larreta en conferencia de prensa, las tareas de la vicejefatura quedarán en manos de Matías López, secretario de Desarrollo Ciudadano.

En el organigrama del Gobierno porteño, la Secretaría de Desarrollo Ciudadano está ubicada justo por debajo de la vicejefatura, por lo que las tareas de Santilli ya estaban bajo la órbita de López. Por eso, informaron fuentes del Gobierno porteño, la estructura se mantendrá igual.

Aún resta conocer el futuro de Martín Ocampo que fue el encargado del operativo de seguridad del Superclásico de la Final de la Copa Libertadores, que culminó con el micro de Boca Juniors apedreado al llegar a la cancha de River y jugadores heridos. El Gobierno porteño reconoció que la Policía de la Ciudad fue la que arrojó los gases que afectaron al plantel, al tiempo que reprimió a varios hinchas.

La renuncia de Ocampo trascendió horas después de que denunciaran penalmente tanto al ministro saliente como a la ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich.

En esta nota