Científicos del Centro Atómico Bariloche desmintieron que el resultado de las pericias que realizaron indiquen que el cuerpo de Rafael Nahuel haya tenido restos de pólvora en sus manos. De esta forma desmienten una operación de prensa del diario Clarín, que bajo la firma de Claudio Andrade, afirmó que el joven asesinado por la espalda en medio de una represión del grupo Albatros de Prefectura habría tenido rastros de haber disparado.

Los científicos del Departamento de Caracterización de Materiales, quienes están realizando los análisis en las manos de Rafael Nahuel, informaron al sitio Nuestras Voces que eso “es una mentira porque es un resultado que aún ni nosotros sabemos”. “Las mediciones no han finalizado todavía. En consecuencia el informe técnico no está aún escrito. Por lo tanto, toda información que hubiera sido consignada en algún medio de prensa es inexacta careciendo de sustento empírico”, agregaron.

El joven fue asesinado el 25 de noviembre pasado de un balazo por la espalda en el medio de la represión del Grupo Albatros de la Prefectura Naval dentro de la comunidad Lafken Winkul Mapu, ante un reclamo de territorios por parte de los mapuches en la zona de Villa Mascardi. La bala que mató a Nahuel era del mismo calibre que las armas que utilizan los efectivos de Prefectura y en las posteriores pesquisas en la zona no encontraron casquillos de calibres más chicos que podrían haber sido utilizados por los Mapuches.

El jueves, en una nota que recibió un fuerte rechazo en las redes, Andrade había escrito: "Según pudo averiguar Clarín, los expertos ya se lo habrían transmitido al juez Gustavo Villanueva quien tiene a su cargo la causa con la carátula “NN/sobre muerte dudosa”.

Por su parte, Julieta Wallace -una de las abogadas de la familia de Rafael Nahuel- afirmó también a Nuestras Voces que la nota de Clarín “huele a operación mediática y política” ya que “en el expediente no hay constancia alguna de esta información”.