La escalada del dólar provocada por las medidas del gobierno de Mauricio Macri podría perjudicar y mucho al club del que él mismo es hincha debido a la dolarización del mercado futbolero.

La crisis económica también golpea al fútbol, incluso a los más poderosos como Boca, que debe pagar contratos en dólares y ve cada vez más difícil comprar los pases de sus figuras.

De acuerdo con la información publicada por Olé, la dirigencia futbolera está muy inquieta por el tema del dólar, ya que golpea muy fuerte la a sus economías. “Tenemos muchos representantes golpeando la puerta y reclamando por el dólar”, aseguró el amigo del Presidente, Daniel Angelici, en la presentación de las nuevas oficinas de la Bombonera.

Es que el tope de los acuerdos firmados con los jugadores quedó tan atrás que los futbolistas empiezan a mostrar su descontento por la caída económica. “De acuerdo a la fecha del contrato, se tomaba el valor del dólar en ese momento, se le agregaba el porcentaje que el Gobierno estimaba de inflación y de ese precio salía el tope anual”, explicaron desde el club al tiempo que aclararon que "ninguno llega a tener un tope de $30 por dólar, están por debajo”.

En ese contexto, son varios los futbolistas del 'Xeneize' que podrían irse en el corto plazo. El colombiano Edwin Cardona parece la figurita más difícil, ya que se vence su préstamo y la opción de compra está valuada en 7.000.000 de dólares. En tanto que otro difícil de retener sería Cristian Pavón, que tiene uno de los contratos más caros del plantel.

En la misma línea aparecen el uruguayo Nahitan Nández, quien casi abandona el club en el último mercado; Los comlombianos Wilmar Barrios y Sebastián Villa (aunque recién arribó esta temporada) y el delantero argentino Darío Benedetto.

En esta nota