La empresa IRSA confirmó a El Destape que el gobierno de la Ciudad de Buenos Aires dio por terminada la concesión del Buenos Aires Design y el legendario shopping que sobrevivió a las crisis del 2001 cerrará sus puertas el domingo dejando más de 700 trabajadores despedidos. Desde el gremio de Pasteleros informaron a este medio que las empresas que están dentro del centro comercial comenzaron a ordenar a los empleados que no vuelvan a sus puestos de trabajo.

El final de la concesión se dio el viernes pasado por medio de un llamado telefónico. La concesión vence el domingo 18 próximo, pero hace semanas el gobierno de la Ciudad la había renovado a IRSA por 18 meses. Sin embargo, la compañía denunció que de forma unilateral y sin negociación previa, el Director General de Bienes y Concesiones, Juan Manuel Franchi, se contactó con la firma para dar por tierra el acuerdo.

LEER MÁS: Carlos Pagni admitió que se "complicó" por falta de pruebas

“La concesión prevé que nosotros debemos devolver el inmueble tal como estaba. A nosotros nos quedará un lapso de tres meses para poder entregarlo. En total, IRSA invirtió 130 millones de dólares que le quedarán al gobierno de la Ciudad”, sostuvo a El Destape el gerente de Relaciones Instituciones de IRSA, Sergio Dattillo.

Algunas empresas -como el Almacén de Pizzas- ya comunicaron a los trabajadores que están despedidos en caso de que no haya una decisión contraria del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires.

LEER MÁS: Aumentan hasta un 30% los pasajes de micros de larga distancia

“Estamos tratando de retomar el diálogo, porque el sábado deberían desalojar a todos", afirmó a El Destape Marcelo Gasso, el secretario de organización gremial del sindicato de Pasteleros de Capital Federal, gremio que representa a los trabajadores de las empresas Hard Rock, Almacén de Pizzas, Mostaza, Volta y Burger King que están dentro del centro comercial.

Al menos 15 locales ya habían cerrado en el centro comercial, entre ellos una mueblería y un restaurante. Con la decisión del Gobierno de la Ciudad cerrarían hasta nuevo aviso más de 60 locales comerciales, según el relevamiento que hicieron legisladores de la Ciudad de Buenos Aires.