El poder económico presiona a Alberto | El Destape con Roberto Navarro Suscribite

X

Felipe Solá comenzó a caminar los distritos de la quinta sección electoral. Con traje de candidato a presidente visitó Chascomús, Castelli, Partido de la Costa y Mar del Plata en donde se reunió con dirigentes del peronismo que trabajan por la unidad. En ese marco, dialogó con El Destapey aseguró que “se necesitan gestos para lograr la unidad nacional” y le resulta difícil imaginar otro mandato de Macri.

Si bien no descartó competir en una Primaria Abierta Simultánea y Obligatoria (PASO) con Cristina Kirchner, consideró que tiene que haber “una tendencia al acuerdo para no dividir a la oposición”.

Por último, pidió “no volver al pasado” y habló de la importancia de construir un gobierno fuerte a partir del 10 de diciembre.

Estás de recorrida por la costa en una campaña en donde se repite una y otra vez la palabra unidad. ¿Cómo viene eso?

La unidad es necesaria para ganar, eso esta claro. El que quiere ganar tiende a la unidad y el que, aunque no lo diga, no le interesa ganar sino el interés propio no va a la unidad. Esto es así por como están estructuradas las fuerzas políticas argentinas. Hay una polarización fuerte que nos paraliza bastante en el sentido creativo y de sacar lo mejor de nosotros. La grieta es negativa desde todo punto de vista pero existe y la consecuencia es la polarización, es decir, la tendencia que nosotros pensamos es que va haber un vuelco hacia un lado y hacia el otro en la elección.

Tratamos dentro de esto de no dejarnos ganar por el mal ambiente que hay en la Argentina desde el punto de vista económico que más que malo a veces es pésimo. Veo gran cantidad de turistas en la costa pero los comerciantes dicen que el gasto es muy bajo, la verdad es que la sensación que tengo es que la gente esta muy preocupada y mal por la situación económica, como si le hubiesen apagado la luz a muchos argentinos y esa sensación general es comentada permanentemente cuando se tiene un micrófono a mano, pero la gente no quiere que le comenten la realidad sino que en todo caso le digan cómo salir y cómo mejorar. El esfuerzo que hay que hacer es hacia el futuro, no tanto hacia el presente que tiene un gobierno y una política económica, con resultados catastróficos en mi opinión.

¿Cómo se está dialogando con otros sectores de la oposición a la hora de confirmar esa unidad?

La unidad puede venir a través de las PASO pero creo que hay que tener una gran tendencia al acuerdo. Si seis personas van a una PASO la sensación que da es de anarquía, ya que, sería una interna con un ganador con 20 puntos y no nos permite crear una candidatura potente. Por eso, en la medida de lo posible, hay que ir al acuerdo con o sin PASO, en todo caso con dos o tres candidatos como máximo. Las circunstancias del país son graves y, si bien no quiero limitar la democracia interna, pero que las PASO no sean un motivo de división.

¿Una candidatura de Cristina Kirchner habilitaría una interna? ¿Felipe Solá podría competir con ella?

No lo descarto pero la verdad que no sabemos que definición hay del lado del kirchnerismo. Obviamente que lo pienso pero no quiero hacer conjeturas, esas definiciones hay que tenerlas con datos. Sí creo importante que se abra el juego y, al menos para mí, no debemos buscar una restauración, es decir, volver para atrás. El kirchnerismo tiene que estar en esta unidad, por supuesto, por su peso y presencia. No sabemos quienes serán los candidatos, Cristina Kirchner podría serlo perfectamente al ser la que más votos tiene, según todas las encuestas, pero al mismo tiempo tenemos que evitar volver a atrás. Hay que ir para adelante para abordar los nuevos problemas, problemáticas distintas, con una Argentina con economía popular que es un fenómenos que sale de la pobreza, con Pymes que habrá que auxiliar rápidamente y con la determinación de salir de políticas monetarias para enfocarnos en la producción y el trabajo. Son cambios fuertes y me interesa muchísima la fortaleza del próximo gobierno. Para eso tienen que existir acuerdos, y cuando digo acuerdos digo que el gobierno que viene no puede ser un gobierno débil. Tenemos que hacer cosas diferentes a las del pasado pero con un sentido fuertemente popular.

Se habla mucho de unidad nacional. ¿En ese esquema donde quedan figuras como Sergio Massa y Roberto Lavagna?

La Unidad Nacional es una frase que tiene su importancia pero que debe verificarse en gestos, no en palabras. Usted me pregunta por Massa y Lavagna, todo depende de los gestos.

¿Los ves más cerca o más lejos?

Tal vez un poco más cerca. Los gestos tiene que venir de todos, no solo de ellos. Gestos de Cristina, de Felipe Solá , Agustin Rossi o los que quieran mencionar.

¿Qué significaría cuatro años más de Macri?

Me resultan muy difícil de imaginar. Si ahora estamos en problemas, la continuidad del gobierno nos traerían problemas mucho mas graves, no lo veo salida con el planteo de dependencia, monetarista y esta lógica de matar la encomia para frenar la inflación que nos va dejar con un 50 por ciento de inflación para el 2018.