Espionaje ilegal: Ariel Lijo quedó a cargo de la causa D´Alessio

Las pruebas muestran las maniobras con el fiscal Stornelli para generar arrepentidos que declaren contra el kirchnerismo.

28 de diciembre, 2021 | 14.17

La jueza federal María Eugenia Capuchetti se excusó de intervenir en la causa por presunto espionaje ilegal y extorsiones en la que está detenido el falso abogado Marcelo D'Alessio y quedó designado por sorteo su par Ariel Lijo.

Lijo quedó a cargo de la causa tras un nuevo sorteo practicado esta mañana en la Cámara Federal porteña, informaron fuentes judiciales. Capuchetti había recibido ayer la causa tras la decisión de la Cámara Federal de Casación de derivarla desde el fuero de Dolores a los tribunales federales del barrio porteño de Retiro.

Pero la magistrada se excusó de intervenir en la pesquisa porque, argumentó, ella podría haber sido una de las víctimas de las maniobras investigadas. Ante esto envió el expediente nuevamente a sorteo y quedó designado Lijo, quien tendrá que decidir si acepta la competencia.

La causa se investigó desde 2019 en el juzgado de Dolores pero Casación, el máximo tribunal penal federal del país, ordenó el pase a Comodoro Py. D'Alessio está procesado con prisión preventiva, un fallo confirmado por la Cámara Federal de Mar del Plata y la pesquisa se encaminaba a ser enviada a juicio.

Por otro lado, el fiscal de Dolores Juan Pablo Curi pidió que también pasen a Comodoro Py otras dos causas vinculadas al espionaje ilegal en el macrismo, la que investiga este delito contra familiares del víctimas del hundimiento del submarino ARA San Juan en la que está procesado el expresidente Mauricio Macri y la conocida como "Bases AMBA".

La Cámara de Casación Penal decidió llevar el caso D’Alessio a Comodoro Py

El caso D’Alessio, donde se investiga a una red paraestatal dedicada al espionaje ilegal durante el macrismo, había dejado de de tramitar en los tribunales de Dolores la semana pasada cuando pasó a Comodoro Py. Así lo resolvió la Cámara Federal de Casación Penal, que hizo una excepción a la regla y abordó un planteo de incompetencia. Se trata de una nueva “buena” noticia judicial que recibe el macrismo por parte de los tribunales de Retiro en un puñado de días.

Los camaristas Guillermo Yacobucci (quien lideró el voto), Javier Carbajo y Eduardo Riggi fueron quienes resolvieron que la causa en la que están involucrados el espía ilegal Marcelo D’Alessio, exagentes de la AFI, el fiscal Carlos Stornelli, el fiscal Juan Bidone y el periodista de Clarín, Daniel Santoro, entre otros, deje de investigarse en Dolores. Los primeros dos magistrados fueron designados por Macri en la máxima instancia penal del país.

Ahora, la causa que empezó a develar el espionaje ilegal macrista y estaba pronta a ser elevada parcialmente a juicio oral, deberá sortearse en Comodoro Py para ver qué juez federal porteño la tendrá a su cargo.

LA FERIA DE EL DESTAPE ►