Elecciones 2021: Juntos por el Cambio aceptó la propuesta del Gobierno de postergar un mes las PASO

Lo decidió en una reunión de la conducción nacional. De esta manera, queda confirmado que la fecha de realización de las PASO será el 12 de septiembre y las generales el 14 de noviembre. 

22 de abril, 2021 | 17.27

En el día récord de contagios y fallecidos desde el inicio de la pandemia, la conducción nacional de Juntos por el Cambio finalmente aceptó la postergación por un mes de las PASO y de las elecciones generales de este año, tal como había quedado establecido en el borrador de proyecto que envió el ministro del Interior Eduardo "Wado" de Pedro al Congreso. "Decidimos acompañar el corrimiento del cronograma", informaron al término de la reunión. Como condición, pidieron que se incluya en la ley una cláusula "cerrojo" que establezca que la norma no pueda volver a modificarse durante 2021. De esa forma, se garantizan que las PASO efectivamente se realicen, que es su principal temor. En Diputados ya preparaban una sesión conjunta de las comisiones de legislación general y asuntos constitucionales para el viernes próximo como inicio del debate formal de la propuesta. 

Vacunas, informe especial: ¿cuánto tarda la inmunización?

El proyecto enviado por De Pedro, limitado a seis artículos, establece que por única vez las PASO se trasladen de agosto al segundo domingo de septiembre y las generales de octubre se realicen el segundo domingo de noviembre, por lo que los comicios de este año se harán el 12 de septiembre y el 14 de noviembre. "Deben efectuarse las adecuaciones operativas y legales para llevar adelante el acto electoral de una manera sanitariamente sustentable", fundamenta. El texto había surgido como resultado de la conversación que el ministro mantuvo en las oficinas del presidente  de la Cámara baja, Sergio Massa, con los jefes del interbloque de Juntos por el Cambio Mario Negri, Cristian Ritondo y Juan Manuel López. 

Pero la conducción nacional del macrismo demoró su aprobación y en el medio se desató el conflicto entre Nación y Ciudad por las clases presenciales, lo que generó dudas sobre el destino de la propuesta. En la reunión de las autoridades de Juntos por el Cambio de este jueves resolvieron darle su consentimiento aunque añadiendo un nuevo artículo que establezca: “La presente ley no podrá ser modificada ni derogada durante el año calendario en curso, en tanto regula un derecho subjetivo de los partidos políticos, instituciones fundamentales del sistema democrático, a elegir sus candidatos a los cargos electivos previstos en la Constitución Nacional.” 

Por otro lado, dejaron constancia de su reclamo para que se adopte el sistema de boleta única de papel, considerando que "significa mayor transparencia, menos personas movilizadas en las elecciones y manipulación de papel, ahorro de transporte y menos miembros en el comando electoral", entre otras sugerencias para modificar el actual sistema electoral.

Con el artículo adicional desde el macrismo buscaban asegurarse que se hagan las PASO. "El nudo para nosotros es que el oficialismo y sus aliados no hagan volar de un plumazo el sistema de elección de candidatos en medio de un año electoral. Estamos buscando la garantía de que habrá PASO", decían desde el bloque de Juntos por el Cambio. En verdad, ante la indefinición que se prolongaba, quienes habían vuelto a la carga con el pedido de suspender las primarias fueron los gobernadores. En ese deseo, coincidían tanto peronistas como radicales y de fuerzas provinciales. Los únicos que se expresaron a favor de las PASO fueron el gobernador de Mendoza, Rodolfo Suárez, y el jefe de gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta. En el macrismo ven vitales las primarias como forma de resolución de sus profundas diferencias internas. Además, creen que servirán para licuar los votos de las opciones de derecha liberal que le están restando apoyos, según marcan las encuestas. 

"El peronismo ya consiguió en otras ocasiones reunir 129 votos, no se ve imposible que lo consiguieran ahora de nuevo y suspendieran las PASO", argumentaban desde la bancada macrista. El Gobierno no dio ninguna respuesta concreta a la cláusula "cerrojo" que exigía Juntos por el Cambio -Wado de Pedro estaba de viaje en Santa Cruz- aunque en la Casa Rosada había satisfacción por el principio de acuerdo alcanzado, que no exigirá nuevas rondas de reuniones en el clima caldeado en el que se encuentra el vínculo con la principal oposición.

La idea de Massa y el bloque del Frente de Todos es convocar para el viernes de la semana que viene a plenario conjunto de las comisiones de Legislación General y de Asuntos constitucionales, al que invitarán al Ministerio del Interior para exponer cómo quedaría el nuevo cronograma. Allí plantearán la necesidad de que se cambie el calendario por consenso y van a invitar a participar a los gobernadores para que también detallen su posición.

 

LA FERIA DE EL DESTAPE ►