El presidente de la Federación de Expendedores de Combustibles del Centro de la República Argentina (Fecac), Gabriel Bornoroni, indicó que "hay un 38%" de atraso en los precios de los combustibles y advirtió que desde hace cuatro días hay desabastecimiento.

"Hoy tenemos una desactualización del 38%, según el cálculo que hacemos teniendo en cuenta el precio del dólar, de los biocombustibles (con los que cortan las naftas y el gasoil) y el valor del crudo. Hoy debería aumentar el precio de cartel en un 38%", explicó el empresario en diálogo con Radio La Red. 

En tanto, cuando el Gobierno anunció el congelamiento de precios hasta el 12 de noviembre, estimaban que para esa fecha habrá un atraso en el precio que se ubicará entre "el 20% y el 25%", pero la inesperada suba valor internacional del petróleo alteró la ecuación original.

Los precios del petróleo cayeron ligeramente este martes, tras haberse disparado el lunes como consecuencia del ataque contra instalaciones petroleras en Arabia Saudita que hacen temer una escasez de crudo y una escalada militar con Irán.

Tras el cierre de la bolsa de Tokio, el precio del barril de Brent del Mar del Norte (de referencia para el mercado argentino) perdía un 0,38%, hasta 68,76 dólares, mientras que el precio del barril de crudo estadounidense WTI retrocedía un 0,84%, hasta 62,37 dólares.

En este contexto, el Gobierno de Cambiemos decidió sostener por ahora el congelamiento de los precios internos y, según adelantó el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, recién el fin de semana habrá un panorama más claro para tomar una decisión.

Además, Macri mantiene la decisión de compensar con 116,10 pesos por barril producido a las empresas productoras (que se quedan con el 88% de ese dinero) y a las provincias dueñas de los yacimientos (que reciben un 12% del subsidio).

Teniendo en cuenta esas compensaciones, el mercado local opera con un barril de crudo a 59 dólares como máximo y un tipo de cambio de 45,19 pesos por dólar, cuando el precio de la divisa en el mercado cambiario ya se ubica en los 58,77 pesos según el valor minorista y 56,28 pesos de acuerdo con el mayorista.

Al respecto,  Bornoroni consideró que "hay un desequilibrio entre precios y costos de producción" y advirtió como "dato importante" sobre lo que está sucediendo en la Argentina respecto de que "las petroleras no están abasteciendo al mercado".

"Hay estaciones de servicio sin bandera que no tienen combustible desde hace cuatro días. Son miles de estaciones de bandera blanca que están desabastecidas y son las que están en los pueblos, en localidades pequeñas, que le dan combustibles a la ciudadanía, a las ambulancias, a la policía a los bomberos", retrató el empresario cordobés.

Asimismo, la Fecac denunció ante la secretaría de Energía de la Nación, que conduce Gustavo Lopetegui, y reclamaron que "se empiece con las multas por el desabastecimiento para que de una vez por toda aparezca el combustible que tienen y no lo están entregando".

Bornoroni opinó que después del 12 de noviembre -cuando vence el congelamiento- debería pasar lo que ocurrió el año pasado, es decir, comenzar una suba gradual de los precios si es que el Gobierno decide no subsidiar el precio final.