La Ciudad debió quitar trenes del subte que poseían material cancerígeno

21 de febrero, 2018 | 10.30

En Madrid revelaron que algunos trenes comprados por el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires para la línea B poseen material cancerígeno. Recién después de que se difundiera la información, la concesionaria decidió retirar estos vagones.

QUÉ LA DEVUELVAN

Un empleado de Metro de Madrid enfermó de un tipo de cáncer conocido como asbestosis, provocado por la exposición al amianto presente en trenes que circulan en la línea B. La noticia la reveló el portal "En el Subte". Igualmente, aseguran que no hay riesgo para los pasajeros, pero que los trabajadores deben ser capacitados para manipular el material, que está prohibido tanto en España como en Argentina.

El Metro de Madrid reconoció públicamente la presencia de asbesto en componentes de los trenes CAF Serie 5000, los más antiguos que circulan en la red de la capital española, parte de los cuales fueron vendidos a Buenos Aires para ser usados en la línea B. Las unidades más antiguas que no fueron compradas por el subte se utilizaron para probar explosivos en su país de origen.

Este contenido se hizo gracias al apoyo de la comunidad de El Destape. Sumate. Sigamos haciendo historia.

SUSCRIBITE A EL DESTAPE

"Así lo recogieron la semana pasada varios diarios españoles, revelando que un empleado de Metro de Madrid enfermó de un tipo de cáncer conocido como asbestosis, provocado por la exposición prolongada a este tipo de material. La empresa la reconoció como enfermedad laboral", reveló el sitio. Debido a sus características cancerígenas, el amianto se encuentra prohibido tanto en España como en la Argentina desde 2001.

Luego de conocido esto, desde la sociedad estatal Subterráneos de Buenos Aires decidieron "como medida preventiva, Sbase y Metrovías sacaron de circulación las tres formaciones CAF 5000 que circulaban en la Línea B".

En un comunicado, la entidad dijo que le exigió "al metro español que confirme la presencia de este mineral en las formaciones compradas en 2011 para hacer frente a la extensión de la línea (B), las necesidades de renovar el material rodante y la mejora de la frecuencia".

SBASE opinó que "este componente no representa riesgo para los pasajeros ni para los operarios si no es manipulado" y que la regular frecuencia de la B "no se verá afectada" en tanto se trata de tres formaciones sobre un total de 27.

LEER MÁS: La furia de Margarita Barrientos tras el accidente en su restaurante

VENÍ A EL DESTAPE RADIO ►