Kulfas anticipó medidas por la crisis económica que provocó el coronavirus y le restó importancia al paro de sojeros M

El ministro dialogó con Roberto Navarro. Se refirió al coronavirus, hizo un balance de gestión y adelantó pasos a seguir por parte del Gobierno.

10 de marzo, 2020 | 17.13

En el marco de la crisis financiera internacional que se generó por el avance del coronavirus, el ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, se refirió a su impacto sobre la economía nacional y las medidas que tomará el Gobierno. La afección al sector hidrocarburífero preocupa a la Casa Rosada.

VIDAL en salud: ABANDONO TOTAL

En diálogo con el programa Navarro 2023 en El Destape Radio, Roberto Navarro dialogó en exclusiva con el jefe de cartera. Éste también hizo alusión al paro de los grandes productores de soja y evitó confrontar con el sector agropecuario.

- Roberto Navarro: Deben haber hecho una evaluación de la crisis internacional.

- Matías Kulfas: Ha pegado por varios lugares: desde la cuestión sanitaria, respecto al coronavirus específicamente, y en lo económico respecto a lo que pueda ocurrir con la actividad económica mundial. Por lo pronto hemos tenido un impacto muy fuerte por la abrupta caída del precio internacional del petróleo. Hoy hubo una leve recuperación, pero esto muestra una gran volatilidad. Además, plantea varios interrogantes respecto a como manejar la situación a futuro y las medidas que estamos pensando. Sobre todo, en escenarios mundiales de volatilidad y de crisis, hay que cuidar los empleos, cuidar la producción.

- RN: ¿En qué medidas están pensando, por ejemplo?

- MK: En principio, respecto al sector petrolero, el riesgo es fuerte. Somos un país de gran disponibilidad de reservas. La caída del precio internacional afecta buena parte de la producción. Vaca muerta tiene costos más altos en comparación a otros yacimientos, con lo cual no hacer nada probablemente haría que esos pozos dejen de producir. Nuestra idea es consensuar medidas con los sindicatos, con las provincias, con YPF en particular, para sostener el nivel de producción y preservar los empleos. En el corto plazo estamos instrumentando licencias no automáticas de importación para evitar maniobras especulativas vinculadas al mercado financiero, que afecten la producción local. Es un sistema compatible con las reglas de la OMC (Organización Mundial del Comercio), que plantea lapsos de 60 días donde se analiza ese pedido de importación para detectar maniobras especulativas y cuidar nuestra producción nacional. Lo dijo el propio Presidente, este es un sector muy importante porque lo vemos como una palanca al desarrollo. No lo vemos como una actividad meramente extractivista, sino que atrás hay una gran cadena de proveedores, industrias nacionales, pymes, que producen equipos de producción, proveen servicios, generan mucho empleo, empleo indirecto. Nos parece fundamental porque incluye tecnología nacional, que tiene gran capacidad de desarrollo. Hay que darle un papel muy importante y en este momento hay que preservar empleo por la coyuntura, pero a futuro puede ser el gran factor de impulso.

- RN: ¿Podría haber un precio piso para que no baje la producción?

- MK: Buscamos evitar que la volatilidad afecte la inversión, la producción y el empleo. Cuando empezamos la gestión, el precio estaba en 63 dólares, a las pocas semanas se desató un conflicto en Irán y el precio subió a 70, después por el coronavirus cayó a 58 y ayer el desplome espectacular lo llevó a 32 dólares. Evidentemente, la volatilidad es un problema para pensar la inversión. Argentina tiene gran potencial, pero los costos son distintos a los de Arabia Saudita. Hay que ubicar un precio que no afecte al consumidor en el surtidor y tampoco que genere una baja muchos pozos que salgan de la producción. Buscamos dar un marco de referencia. Es probable que esta situación acelere una medida puntual, generar una mesa de consensos, a los actores del sector, provincias.

- RN: ¿Están pensando en medidas puntuales para salir de la recesión?

- MK: Estamos trabajando en varios proyectos, tenemos varios temas en carpeta. En lo industrial estamos pensando en mecanismos de incentivos. Notábamos en provincias mucha caída de producción industrial debido a la reducción de beneficios fiscales eliminados por la reforma impositiva de Macri. Tenemos que trabajar en parques industriales, que fueron muy descuidados y queremos rehabilitarlos. Hemos bajado la tasa de interés, ninguna pyme puede producir y crecer con tasa al 100%. El BCRA hizo 8 bajas hasta el 38%, hemos promovido nuevas líneas de crédito. Esta semana lanzamos con el Banco Nación una línea para compra de maquinaria agrícola nacional para estimular la actividad agroindustrial. Todas estas medidas conforman un escenario macroeconómico que apunta a estabilidad, donde vemos una desaceleración de la inflación. Todo esto marca un plan que va en dirección de normalizar la economía, desalentar la especulación, activar la producción. La idea es hacer ingresar a la Argentina en la era de la electromovilidad: producir autos eléctricos. Estamos convocando con el Ministerio de Ciencia a investigadores para evaluar proyectos. Tenemos que ser ambiciosos, aumentar las exportaciones en esta década para que la falta de dólares no sea una traba económica cada dos o tres años.

- RN: Entonces no se resignan a perder Vaca Muerta, como dicen varios analistas.

- MK: No, en absoluto. El negocio del petróleo es a largo plazo, todos invierten pensando en el precio a 10, 15 años. Hay momentos de precios bajos y altos, asi que el interés está intacto. Estamos trabajando con las petroleras, los sindicatos, las empresas proveedoras. Repito, debe ser palanca del crecimiento. Tenemos que crecer 10 o 15 años.

- RN: ¿Como está el dólar, cómo lo ven?

- MK: No vemos un problema por ese lado, el tipo de cambio real está a un precio razonable para la producción industrial. Permite exportar, resguardar la industria nacional, y creo que la desaceleración de la inflación ayuda a mantenerlo en este nivel.

- RN: ¿Se va a revisar el cambio a las retenciones, evalúan otra modificación?

- MK: Seguimos pensando lo mismo, el campo es un sector muy importante. El presidente lo ha valorado. En esta reforma se buscó alentar la agregación de valor, que haya más contenido, agroindustria, trabajar más la carne, también mejorar las economías regionales. El escenario internacional esta complicado. Es con todos: con los hidrocarburos, la minería, el campo, la industria, trabajando en conjunto para el desarrollo del país.

- RN: ¿Cómo afecta este contexto a la renegociación de la deuda?

- MK: Creo que el Ministerio de Economía está haciendo un trabajo muy bueno. Desconozco cómo evalúan lo que ha sucedido. Hay que preguntarle a Martín Guzmán.

SOSTENÉ A EL DESTAPE ►