Las ventas en comercios minoristas cayeron 18,6% interanual en agosto y acumulan una baja de 12,5% en los ocho meses, según informó la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME). Fue la baja más pronunciada en lo que va de 2019. 

La entidad indicó que, durante el mes pasado, muchos proveedores aumentaron las planillas ajustando los valores al nuevo dólar; cancelaron ventas ante la incertidumbre económica o plantearon operaciones de contado sin financiamiento. 

 

 

"Las ventas minoristas de agosto tuvieron muchas dificultades, sobre todo tras las PASO, que generaron incertidumbre en el sector y provocaron demoras en la entrega de mercadería, falta de precios y cancelación de pedidos", justificó la entidad.  Ni siquiera el programa Ahora 12 pudo para paliar la caída del consumo, aunque la entidad remarcó que el programa "sigue siendo una buena herramienta para morigerar la baja en el consumo".

Según el reporte, las bajas se registraron en todos los sectores. En alimentos y bebidas, la caída de cantidades vendidas fue del 15,1% interanual. En bazar, calzados, electrodomésticos y farmacias se registraron bajas de entre 21 y 22%, mientras que en muebles, neumáticos, indumentaria y juguetería, las contracciones anuales rondaron entre 17 y 18%.