El fugaz y escandaloso paso de Natacha Jaitt por el edificio de Tribunales en Comodoro Py desembocó en la renuncia de su abogado, Diego Storto. La mediática fue a declarar como testigo ante el fiscal Federico Delgado. Si bien en los últimos días había lanzado una serie de denuncias contra periodistas, políticos y actores, Jaitt se fue corriendo, sin contestar varias preguntas.

"MANGA DE SINIESTROS MAFIOSOS ME ESTABAN HACIENDO UNA CAMA AHORA SI SE LES PUDRIO EL RANCHO. AVISO QUE DIEGO STORTO CÓMPLICE DE ESTA MUGRE MAFIOSA DEJÓ DE SER MI LETRADO HOY. AHORA SI YENDO AL LUGAR QUE CORRESPONDE SIN SER ENGAÑADA", manifestó, visiblemente molesta, en su cuenta de Twitter.

Embed

En su testimonio, la mediática negó haber hecho alusión al periodista Carlos Pagni: "Yo no hablo de Carlos Pagni, dije C.P., hablo de Carlos Pérez, por lo tanto no respondo en relación de Carlos Pagni". La investigación del fiscal Delgado se da a partir de la propia denuncia del conductor de Odisea Argentina.

"En este acto, y tras haberse puesto en conocimiento de la testigo de las preguntas a realizar, la misma manifestó que no respondería las preguntas de la fiscalía y se retiró intempestivamente de la dependencia. No siendo para más, tras la huida [sic] de la deponente sin que la oficial del piso la frenara se da por terminado el acto", reza el acta judicial de su declaración.

En esta nota