El presidente Mauricio Macri irá este sábado el Tedeum y desde el gobierno anunciaron que los periodistas no podrán ingresar a la Catedral, estarán en un corralito vallado y no podrán tener acceso a otros sitios cercanos.

"Habrá una tarima frente a la Catedral dentro de una zona vallada. Ese será el único lugar donde periodistas, fotógrafos y camarógrafos podrán realizar sus tareas. Cualquier otro lugar está vedado a la prensa", informó Presidencia.

Embed

A la catedral además sólo podrán permanecer los fotógrafos oficiales, por cuestiones de espacio y seguridad.

El Tedeum del sábado estará encabezado por el Arzobispo de Buenos Aires y primado de la Argentina, Cardenal Mario Poli y contará con la presencia del jefe de Estado.

El año pasado, Poli cuestionó el rumbo de la economía y alertó por el aumento de la pobreza en la Argentina.

En esta nota