Diego Maradona consiguió un nuevo triunfo con su equipo, Dorados de Sinaloa, y festejó bailando cumbia en el vestuario, un rito que ya se volvió cábala en el vestuario del equipo mexicano.

El elenco conducido por el mejor jugador de todos los tiempos derrotó por 1 a 0 a Zacatepec y mejoró su situación en la tabla de posiciones de la segunda División mexicana. Ya se ubica octavo con 12 puntos.

Para celebrar, el 10 se puso a bailar cumbia en el vestuario con sus jugadores, al igual que en los anteriores triunfos. Y por supuesto, la cábala no tardó en ser difundida por redes sociales.

Embed

En esta nota