En tan solo 20 días de noviembre, el Banco Central perdió reservas por el equivalente al 35% del último desembolso del préstamo del FMI. La cifra ascendió a casi U$S 2.000 millones.

Desde que el Fondo envió el último desembolso a la Argentina por U$S 5.631 millones, de las arcas del Banco Central se esfumó el 35% del equivalente a esa cifra. Es que la autoridad monetaria perdió U$S 1.978 millones de sus activos.

Desde el 31 de octubre hasta ahora, el pago de vencimientos de Letes en dólares y de intereses a residentes del exterior del Bonar 2024 fueron los principales motivos de la sangría de capitales..

Ayer, el stock de divisas cerró en U$S 52.063 millones y disminuyó U$S 135 millones respecto al viernes, el último día hábil, cuando habían bajado en otros U$S 500 millones. Es decir que el nivel actual contrastó con el pico de U$S 54.040 millones alcanzado el 30 de octubre con el giro del FMI, que de esta manera había logrado elevarlas desde el mínimo previo de U$S 47.867 millones.

LEER MÁS: El dólar volvió a subir y cerró a $ 37,24

En esta nota