El presidente Mauricio Macri habló de la realidad que se vive en su gobierno y fue cínico en cuanto a la realidad de quienes no llegan a fin de mes: "Hay gente enojada y mucha gente angustiada porque cuesta más llegar a fin de mes, porque nos hemos chocado contra una realidad, los entiendo. La Argentina venía hace muchos años viviendo por arriba de sus posibilidades".

En diálogo con FM Radio Pasión 96.5 recalcó: Hubo gobiernos que gastaban más de lo que tenían, y de golpe nos encontramos que el mundo nos dejó de dar crédito para sostener eso y tuvimos una devaluación grande, acompañado de un aumento de la inflación eso nos ha pegado, pero finalmente hemos entendido”.

Macri se desligó de las políticas de ajuste y la crisis que generó su gestión, de los tarifazos y la fuerte inflación que devaluó los salarios. “A la luz de las dificultades que hemos enfrentado, entendimos que no podemos vivir de lo prestado, ni gastar más de lo que tenemos", lanzó.

"No se pude gastar más de los que se genera todos los meses, para estar más tranquilo y ahorrar un poquito. Los intendentes, los gobernadores y el presidente tienen que gastar menos de lo que le damos de impuestos, que nos cuesta mucho pagar”, afirmó.

“Es un camino que nos ha golpeado, que no es fácil, y entiendo a aquellos que están enojados o angustiados, pero créanme que es el único camino", finalizó.

En esta nota