El Gobierno publicó una resolución que impide que empleados legislativos transiten por los pasillos del Congreso durante la Asamblea Legislativa que encabezará el presidente Mauricio Macri el viernes 1° de marzo y advierten que la decisión responde a evitar eventuales reclamos o escraches hacia el mandatario.

Según la medida, empleados de "mayordomía y maestranza" de ambas cámaras no estarán "autorizados a transitar" por el Congreso durante la apertura de las sesiones parlamentarias "salvo que se los requiera".

Embed

Además, en la misma resolución advierten que "todo empleado que no cumpla con estas disposiciones se hará pasible de las sanciones disciplinarias que se consideren necesarias".

Desde el peronismo, indicaron al portal A24.COM que con esta medida "se quiere evitar episodios parecidos a los del obrero y otros que han habido antes" durante la apertura del 137° período de sesiones ordinarias del Congreso.

Durante la recorrida por un complejo habitacional de Parque Patricios, Macri fue encarado por un obrero que le reclamó enfáticamente que hiciera algo por la situación económica del país: "Usted nos toma el pelo. La gente está decayendo. No me importa el gobierno de antes. Hagan algo ahora, por favor", reclamó.