El presidente Mauricio Macri anunció esta mañana que llevará a cabo un severo recorte en las arcas del Estado nacional por la crisis cambiaria y económica y que eliminará a la mitad los ministerios entre ellos Salud y Trabajo y “reforzará” los programas sociales. Además, anunció que se aplicará un plan de retenciones a los agroexportadores.

Durante el fin de semana, el mandatario mantuvo reuniones con la mesa chica de Cambiemos para evaluar la forma de llevar adelante el recorte en el Estado y reducir el déficit fiscal en 200 mil millones de pesos.

A través de un mensaje grabado, el mandatario admitió que el país está “en emergencia” y atraviesa “una crisis” y anunció que esta semana negociarán con el FMI las nuevas condiciones del acuerdo que habían acordado hace pocos meses.

Embed

“En esta crisis se desataron todas las tormentas juntas y no vamos a perder las esperanzas, tenemos que madurar como sociedad y no podemos seguir viviendo por arriba de nuestras posibilidad”, advirtió el mandatario y culpó a la causa de “las fotocopias del cuaderno de Centeno” como factor que afectó la credibilidad de la Argentina hacia el Mercado.

En el anuncio, Macri adelantó que reducirá “a la mitad” los ministerios que funcionan en el Estado al ampararse en que “cada Gobierno tiene su momento y se requiere de equipos diferentes y dando el momento que se viene por delante, se ha decidido compactar el equipo para dar una respuesta focalizada en cada área”.

Entre los Ministerios que eliminarán se encuentra Salud, Trabajo, Agroindustria, Ciencia y Tecnología, Cultura, Modernización, entre otros.

En otra parte de su discurso, el mandatario confirmó que aplicarán las retenciones a los sectores exportadores pero les aclaró: “Sabemos que es un impuesto malísimo, malo y que va en contra de lo que queremos fomentar pero tengo que pedirle que entiendan que es una emergencia y necesitamos su apoyo”.

Y para finalizar, Macri volvió a culpar a la “pesada herencia” de la crisis económica generada durante su gobierno que ya lleva 33 meses.