Mientras unos 4000 clubes de barrio corren serio riesgo de desaparecer durante 2019 debido a los tarifazos y el ajuste macrista, Mauricio Macri firmó un DNU para degradar la Secretaría de Deportes y hacer aún más débil la red de contención para las entidades sociales. . “Quieren apropiarse de las entidades como de los terrenos de la Secretaría para grandes emprendimientos inmobiliarios”, denuncian.

“Este DNU complica al deporte en su conjunto. El deporte de Alto Rendimiento ha tenido una estocada que hasta este momento no la tenía, pero los Clubes de Barrio ya tienen una pésima situación. Los tarifazos les están dando un golpe de nocaut”, aseguró en declaraciones a El Destape el secretario del Foro Social del Deporte, Pablo Abbatangelo.

Al tiempo que cuestionó: “El modelo asociativo como nosotros lo conocemos es un ejemplo único en el mundo, ya que a partir de los clubes se desarrolla la práctica deportiva se perfeccionó desde 2009 con la creación del ENARD. Y ahora viene este DNU para terminar absolutamente con todo. Es un capricho presidencia, que no tolera el trabajo mancomunado de todas las fuerzas vivas del deporte. Quieren apropiarse de las entidades como de los terrenos de la Secretaría para grandes emprendimientos inmobiliarios”.

El dirigente deportivo consideró que el Gobierno “asfixió” al Deporte durante toda su gestión para llegar al punto de la privatización encubierta a través de la Agencia de Deporte Nacional. “Primero que desfinanciaron, después verificaron que las cosas funcionen mal para que la gente esté molesta y el tercer paso es la privatización, es de manual”, remarcó.

En esa línea, disparó contra el director de la Agencia, Diógenes de Urquiza: “Dice que la problemática que tienen es de financiamiento, pero la ley de creación del ENARD contemplaba una financiación con un impuesto a la telefonía celular. Ellos lo desfinanciaron con la reforma tributaria”.

Y también contra el titular del Comité Olímpico Argentino (COA), Gerardo Werthein. “Teníamos en el COA un gran aliado que trabajaba en sintonía, pero de repente desapareció y no presenta más dudas”, criticó.

En cuanto a cómo golpea la nueva medida macrista a las entidades sociales, Abbatangelo apuntó que el centro de la problemática reside en los recortes que sufrió la Ley 27.201, que creó el ENADED. “Dejan inerte la Asignación Universal por Hijo en el Deporte, que nunca se reglamentó ni puso en práctica”, subrayó.

Y explicó: “Era básica y fundamental para los clubes y los deportistas porque todos los beneficiarios de la AUH tenía derecho de elegir un club para desarrollarse deportivamente y el Estado se hacía cargo de la cuota. Los chicos eran incluidos en la práctica del deporte y los clubes eran apoyados por el Estado con esa medida”.