José Manuel Ubeira es el abogado al que el fiscal Carlos Stornelli y el espía Marcelo D'Alessio trataron de hacerle una cámara oculta para correrlo de la causa de las fotocopias de los cuadernos. Así se desprende de los mensajes de WhatsApp entre ambos que se difundieron con el fallo del juez Alejo Ramos Padilla en el caso de las extorsiones. Esta es la trama que más complica al fiscal, aun más que el pedido de coimas al empresario Pedro Etchebest.

El letrado defiende al ex funcionario Oscar Thomas, ex director de la Entidad Binacional Yacyretá, que está preso en el penal de Ezeiza con preventiva desde septiembre del año pasado por orden de Bonadio.

Embed

En exclusiva en diálogo con El Destape, Ubeira contó por qué cree que quisieron hacerla una "cama", cómo era su relación con Stornelli y reveló que será querellante en el caso que tiene Ramos Padilla sobre las extorsiones y acaba de apelar para correr al fiscal que trabaja con Claudio Bonadio.

ED: -¿Por qué quisieron hacerle una cámara oculta?

Ubeira: -Soy un abogado incómodo. Represento gente que no tiene ganas de arrepentirse ni tiene ganas de entregar a nadie. Por ese motivo decidieron hacerme una cámara oculta: para sacarme del medio.

ED: -¿Thomas no quiere figurar como "arrepentido"?

JMU: -No tiene nada de qué arrepentirse ni va a entregar a nadie para salir él de la cárcel. Lo que no va a pasar es que Thomas no pueda dormir con su propia conciencia.

ubeira.jpg

Dentro del dictamen de Ramos Padilla, el juez revela con pruebas los chats entre Stornelli y D'Alessio y la conversaciones de este último con Etchebest, el empresario agrepecuario extorsionado que denunció todo.

D'Alessio le cuenta a Etchebest, según la causa: "Yo le hago una cámara oculta a éste, al abogado de Thomas, que es el mismo abogado que Elaskar –no me acuerdo cómo mierda se llama- diciendo 'che, si yo agarro [o largo, no se interpreta] al viejo no podemos hacerle como una cama al hijo de puta de Stornelli, a ver'; ¿por qué?; porque él quiere, él quiere que se encuadre como extorsión en grado de tentativa a un fiscal federal; me dice, 'ahí lo tenés que encuadrar Marcelo'; 'listo, perfecto', se terminó la conversación. Entendí perfecto lo que necesita; entiendo que hay un abogado que tiene que decir que está haciendo un ardid para ver cómo puede el día de mañana extorsionar a un fiscal; esa es la cámara oculta".

Así lo cuenta D'Alessio. La trama era hacerle una cámara oculta para hacer pasar por extorsionador a Ubeira. Pero salió al revés.

“Cabe concluir que se han recabado elementos objetivos, serios y concordantes cuyo análisis mancomunado permite concluir de forma válida, lógica y razonable que, en efecto, en aquella reunión entre D ́Alessio y el fiscal Stornelli se había planificado la maniobra de espionaje señalada en perjuicio de José Manuel Ubeira”, afirma el juez en el procesamiento a D’Alessio.

ED: -¿Pasó algo entre usted y Stornelli en los últimos años? ¿Lo conoce? ¿Hay buena o mala relación?

JMU: -Fue mi amigo durante mucho años. Fui su abogado en causas. Supongo que se subió al personaje o yo no vi venir que pudiera llegar a hacer algo de esa naturaleza.

ED: -¿Qué rol cree que jugó D'Alessio?

JMU: Es un inorgánico de la Embajada de Estados Unidos, trabaja para la AFI y de paso en el proceso de arrepentidos suma gente a sus negocios. Lo que habrá que determinar es qué otros funcionarios participan de este negocio o si se lo come solo. Está claro que este señor no pudo haber hecho lo que hizo si no hubiera contado con la cobertura e impunidad que le da la Justicia. Acá se vio el triángulo que forman entre Daniel Santoro, D'Alessio y la fiscalía. Era un combo extraordinario. Unos empujaban los diarios, otros acomodaban en la Justicia y el otro te apretaba para extorsionarte.

ED: -¿Va a hacer alguna denuncia?

JMU: -El juez le dedica un capítulo a esta maniobra en perjuicio mio y voy a constituirme como querellante. Más allá de eso, hay un problema de gravedad institucional. Es inconcebible que un inorgánico de los servicios de inteligencia extranjeros trabaje dentro de una causa federal y el fiscal intente hacerle una cámara oculta al abogado defensor de uno de los imputados. La pregunta que se hace Thomas es 'Si esto le hacen a mis abogado, ¿qué harán conmigo?'.

ED: -¿Va a pedir la recusación de Stornelli?

JMU: -Ya lo pedimos antes de este caso y Bonadio la rechazó. Ahora acabo de apelar, irá a la Cámara, ordenará una audiencia donde compareceremos ante Bonadio y el final estará cantado.

ED: -¿Cuál es el "final cantado"?

JMU: -Naturalmente no lo van a apartar. Porque lo que se desprende de las conversaciones de D'Alessio es que hay una UTE (Unión Temporal de Empresas) entre fiscal y Bonadio. D'Alessio habla de cientos de miles de dólares que dejaron Eduardo Eurnekian y Paolo Rocca en el juzgado de Bonadio. Nadie puede esperar con algún grado de seriedad que todo esto termine con algún grado de justicia.