Esta mañana, trabajadores de distintos sectores se concentraron en el Obelisco para movilizarse contra la ola de despidos. Pasadas las 10, la Policía de la Ciudad comenzó a reprimir a los asistentes. Entre los protestantes había trabajadores de la la minera de Río Turbio, del Hospital Posadas, Ferrobaires, Ministerio de Economía y Cresta Roja entre otros.

Los efectivos policiales golpearon a algunos manifestantes en tanto que se registraron detenciones cuando la columna de manifestantes vinculados a sindicatos de izquierda llegó al cruce de las avenidas 9 de Julio y de Mayo. La Policía también arrojó gases lacrimógenos con la intención de dispersar a los manifestantes.

Embed

Ante los masivos reclamos que vienen gestándose hace tiempo, los trabajadores no recibieron ninguna respuesta por parte de las autoridades, que se niegan a reincorporarlos así como impulsan cambios en las condiciones de trabajo del resto de sus compañeros.

La Policía que responde a Rodríguez Larreta detuvo a por lo menos dos trabajadores detenidos y dejó a varios heridos. Entre ellos está Ernesto Uribe, un trabajador minero del Turbio.

Embed