Los peritajes toxicológicos al cuerpo de Natacha Jaitt revelaron que la modelo consumió alcohol y cocaína antes de morir el 23 de febrero. El abogado de la familia adelantó que pedirán la exhumación del cuerpo para hacerle estudios complementarios a través de muestras de su pelo.

Los resultados revelaron "restos moleculares compatibles con cocaína" en las muestras de contenido gástrico, "restos moleculares compatibles con benzoilecgonina y cocaína" en su orina y "alcoholemia de 0,7 g/l y restos moleculares compatibles con benzoilecgonina y cocaína" en sangre, según explicó el periodista Mauro Szeta en su cuenta de Twitter.

Para los peritajes se tomaron muestras de las narinas y fosas nasales de la modelo, las cuales dieron positivo de cocaína, según reveló Gente, pero no se encontraron rastros de veneno en su cuerpo, en base a información del Ministerio Público Fiscal.

No obstante estos resultados, el abogado de la familia Jaitt, Alejandro Cipolla, advirtió que pedirán la exhumación del cuerpo para hacerle pericias complementarias.

LEER MÁS: Natacha Jaitt: positivo de cocaína a casi todos los involucrados