La ex Presidenta Cristina Kirchner visitó a los padres de José Honorio Ortega, el único soldado santscruceño caído en la guerra de Malvinas y cuyos restos fueron recientemente reconocidos a partir de un acuerdo con el gobierno británico y la mediación de la Cruz Roja Internacional.

En su cuenta de Twitter, la hoy senadora nacional por Unidad Ciudadana publicó una foto que se sacó con Sonia Cárcamo de Ortega y a su esposo José Ortega, los padres de José Honorio, en Río Gallegos. "Fue un encuentro muy emotivo, que tiene detrás una historia que quiero contarles", escribió CFK.

Allí, Cristina contó cómo fue todo el proceso para poder realizar los estudios de ADN con los restos de soldados NN, cuyo pedido se inició formalmente en 2012 y se comenzó a concretar en 2017. "La tarea fue muy compleja ya que debimos ubicar a lo largo y ancho del país a los familiares para informarlos de la iniciativa, obtener su consentimiento y la muestra de sangre para un eventual cotejo genético", recordó la ex Presidenta sobre el proceso para armar el banco de datos genéticos.

"El proceso duró más de 2 años. Todo fue realizado bajo estrictos estándares del Comité de la Cruz Roja (...) En diciembre entregamos al nuevo gobierno todo el trabajo realizado, documentado y con las muestras de ADN de los familiares debidamente resguardadas. Hace pocas semanas se comenzaron a entregar los resultados a los familiares, con un alto nivel de resultados positivos. El lunes 15 de enero Sonia y José recibieron el resultado de la identificación del cuerpo de su hijo José Honorio", agregó.

"Hoy, 35 años después de la guerra, saben donde descansan los restos de su hijo, héroe de Malvinas", concluyó la ex mandataria.

Embed
Embed
Embed
Embed
Embed
Embed
Embed
Embed
Embed
Embed