En medio del debate por la forma del Código Procesal Penal en la Cámara de Senadores, la ex presidenta Cristina Kirchner protagonizó un divertido momento al momento de brindar su exposición.

Embed

La senador por Unidad Ciudadana estaba brindando un encendido discurso cuando una compañera le avisó que tenía la camisa abierta. "Se me desprendió la camisa y estamos en horario de protección al menor, no quiero que nadie me denuncie", manifestó.

Y agregó: "Sobre todo con las cosas que están pasando últimamente en materia de cosas raras. Perdóneme la digresión, señor presidente". Hacia el final, la ex mandataria le agradeció a su colega por el aviso.