Francia cierra las escuelas y aumenta restricciones por una nueva ola de coronavirus

Lo confirmó el presidente luego de que se conozca un nuevo avance del virus. París y otras ciudades de importancia están al borde del colapso sanitario.

31 de marzo, 2021 | 16.49

El presidente de Francia, Emmanuel Macron, tomó la decisión de cerrar las escuelas entre tres y cuatro semanas para frenar lo que parece ser una tercera ola de coronavirus en todo el país. También habrá restricciones fuertes que incluirá cierre de comercios no esenciales. El país europeo implementa una fuerte cuarentena debido a que el virus no se puede controlar y las campañas de vacunación fallan. 

El gobierno francés siempre había mantenido que cerrar las escuelas era uno de los últimos recursos. Sin embargo, la situación se vio completamente sobrepasada por el avance del virus. Por esta situación, Macron tomó la decisión de unificar las vacaciones de primavera en todo el país. Las medidas adoptadas son: cierre de centros educativos y guarderías, los comercios no esenciales estarán cerrados y prohibición para desplazarse entre regiones. La población, por otro lado, seguirá teniendo la autorización de moverse por "diez kilómetros" de la casa sin límite de tiempo. 

Las medias comenzarán a regir a partir del fin de semana. A su vez, el cambio de la fecha de las "vacaciones de primavera" para el 10 de abril hace que este nuevo "confinamiento" ocurra dentro la semana de descanso. Por otro lado, los más chicos volverán a las clases de manera virtual.  La decisión no es solo por parte del presidente de Francia, sino que también se lo pedían desde diversas ciudades como, por ejemplo, Paris que está a un paso de tener sus hospitales colapsados. 

Uno de los principales problemas que arrojó Francia por la pandemia fue que la gente no se acerca a vacunarse.  Según varios sondeos, más de la mitad de franceses entre 25 y 34 años (57%) sigue rechazando la vacuna. Por otro lado, en diciembre, se había hecho una encuesta en el que solo el 42% de la población tenía ganas de aceptar una vacunación. Incluso, fue uno de los enclaves donde más hizo fuerza la campaña antivacuna y anticiencia a nivel mundial, con los múltiples rechazos al tapaboca. 

Como contrapunto, a mediados del año pasado, el ex presidente, Mauricio Macri, había sostenido que Francia era un "ejemplo" en la lucha contra la pandemia y sostuvo, en múltiples oportunidades, que se vivía "con libertad y responsabilidad". Incluso, fue un lugar que tomó para vacacionar en la temporada de invierno de 2020.

 

 

LA FERIA DE EL DESTAPE ►