Hugo Antonio Moyano, abogado del Sindicato de Camioneros e hijo del dirigente Hugo Moyano, criticó al periodista oficialista Luis Majultras el llamado a indagatoria de su tío y líder del gremio, Pablo. En ese sentido, afirmó que al conductor de América TV no le cabe el calificativo de “militante”, sino que es un “operador”.

“A Majul lo considero como uno más entre los periodistas que hacen operaciones mediáticas, aunque tal vez es el más obsesionado. Sí me equivoqué en la calificación de militante, porque eso supone algo superior: alguien que, en pos de una causa, tiene convicciones. Por ahí es más calificable como operador, no como militante”, sostuvo en diálogo con Crónica Anunciada, por El Destape Radio.

En este marco, cuestionó que ayer, cuando los Moyano recién se estaban enterando del pedido de indagatoria, “Majul ya estaba tuiteando” sobre el tema. “Parece que tiene línea directa, o con el fiscal o el oficial notificador. O será también oficial notificador Majul”, bromeó el abogado.

Además, sostuvo que eso sucede “con todos los pasos que se dan” en torno a la causa contra Pablo Moyano, en los que “él lo anuncia o preanuncia”. Por esto, indicó, Majul “está denunciado penalmente por tráfico de influencias”.

Embed

Por otra parte, también cuestionó que Majul culpe a la familia Moyano por la aparición de unos afiches en la Ciudad de Buenos Aires en los que se denuncia que su esposa es prima del procurador general de la provincia, Julio Conte Grand, quien cuestionó el rechazo al pedido de detención de Moyano que había ordenado el fiscal Sebastián Scalera por la causa de fraude en el club Independiente.

“El que más difundió los afiches es Majul. Parece que le encanta, porque pone los afiches y les hace un primer plano. Cuando le ponen algún calificativo, parece que le da rabia, está obsesionado. El que más difusión le da es él, porque los afiches lo pueden ver algunos que pasan. Él le hace primer plano y todo el mundo se entera que la mujer es prima hermana de Julio Conte Grand”, sostuvo Moyano, quien aseguró que su familia no colocó los carteles.